PNV critica la "grave intromisión" de la Justicia en la política y convoca una marcha de apoyo a Ibarretxe el día 29

Actualizado 22/01/2007 23:13:56 CET

Invita a la ciudadanía a acompañar al lehendakari el día 31 ante el TSJPV, donde debe declarar por su reunión con Otegi

BILBAO, 22 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Asamblea Nacional del PNV, reunida hoy en sesión extraordinaria y urgente, aprobó por unanimidad un documento titulado 'Compromiso con la democracia. En defensa de nuestras instituciones' en el que considera que la llamada a declarar al lehendakari, Juan José Ibarretxe, por parte del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, es una "grave intromisión abusiva del poder judicial en el ámbito de la política democrática". Por este motivo, entre otras medidas, el PNV ha convocado una manifestación para el próximo lunes, día 29, en Bilbao.

El texto aprobado plantea que la llamada a declarar por parte del TSJPV a Ibarretxe, por su reunión en abril con el portavoz de Batasuna, Arnaldo Otegi, "va reduciendo gravemente los espacios de decisión de las instituciones públicas", en lo que, añade, es un "afán de acaparar, ilegítimamente, la vida política, exhibido por determinados representantes de la justicia".

Esta actitud de un sector de la judicatura, a juicio del PNV, "puede derivar en auténtica criminalización de la propia actuación política para la que han sido legítimamente elegidos los representantes de la voluntad popular, con consecuencias graves para el sistema democrático".

Además del documento aprobado, la asamblea del PNV también acordó hoy iniciar una campaña de recogida de firmas 'En defensa de las instituciones'. La campaña se extenderá durante los próximos 30 días y se ha iniciado con la firma de los propios miembros del EBB y la Asamblea Nacional.

El documento de defensa institucional será propuesto mediante mociones en el Parlamento Vasco, Juntas Generales y Ayuntamientos.

Respecto a la manifestación del día 29, la asamblea señaló que deja en manos de la Ejecutiva del PNV, el EBB, "la búsqueda del más amplio consenso", para lo que, añadió, "se han iniciado ya contactos entre los partidos políticos del arco parlamentario".

A todas estas medidas, se suma una invitación general a la ciudadanía para que acompañe al lehendakari el miércoles día 31 en el Palacio de Justicia de Bilbao, donde se producirá su testimonio como imputado.

ATAQUE A LA SOCIEDAD VASCA

La asamblea jeltzale añade en el citado documento 'Compromiso con la democracia. En defensa de nuestras instituciones' que en democracia "es pilar básico el principio de división de poderes" que, recuerda, está "basado en un sistema de controles y contrapesos mutuos que tienden a garantizar la limitación de los poderes" lo que, denuncia, "está siendo violentado en el Estado español".

El órgano asambleario del PNV reconoce la capacidad de control de la Justicia sobre la actuación de los otros poderes del Estado, pero reitera que dicha capacidad "nunca puede realizarse en contra del ejercicio de la política".

"La actuación de la Sala de lo Penal del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco busca una clara interferencia política, a través del ejercicio de la acción penal, modificando la actuación democrática de un gobernante, en este caso, del máximo representante institucional de Euskadi, el lehendakari", añade.

El texto aprobado hoy considera que llamar al lehendakari a declarar como imputado en esta causa penal "por dialogar, supone un ataque al conjunto de la sociedad vasca, que él representa".

Estos hechos, explica, se producen cuando Euskadi vive momentos "de preocupación y de búsqueda de caminos de paz, con una gran madurez democrática y una ejemplar serenidad de juicio", lo que "exige a los partidos políticos y a las instituciones públicas firmeza en los principios éticos y democráticos y compromiso con la sociedad y su futuro".

Además, remarca que el ejercicio de la política, en democracia, va "intrínsecamente ligado al diálogo, al debate y al acuerdo", como "el mejor instrumento para la resolución de los problemas".

La asamblea del PNV también es consciente de "las dificultades de la tarea judicial y de las amenazas a jueces y magistrados", con el "horror de la muerte de ilustres miembros de la judicatura a los que la violencia de ETA arrancó el único derecho cuya vulneración es irreversible: la vida".

Sin embargo, los integrantes del partido jeltzale se muestran "consternados por la extrema judicialización de la política que conlleva la invasión del poder judicial en el ámbito político mediante la criminalización del lehendakari por haber afrontado con responsabilidad el mandato encomendado por la ciudadanía vasca".

El documento de la asamblea del PNV expresamente "denuncia la politización de la Justicia, que intenta coartar la función que corresponde a las instituciones políticas y a los directos representantes de la voluntad popular", en lo que, indica, supone "un apoyo firme y rotundo al lehendakari en contra de la causa penal abierta contra él" por el Supremo, que, añade, "pretende anular sus derechos fundamentales y su responsabilidad institucional de dirigir la iniciativa política" en Euskadi.

En este sentido, reitera el documento aprobado hoy, "el diálogo, las actuaciones institucionales y políticas para impulsar soluciones justas y democráticas a los conflictos, nunca pueden ser ilegales y, mucho menos, delictivas". "Exigimos el archivo inmediato de la injustificable causa penal" contra Ibarretxe, añade.

"No se trata sólo de defender a Juan José Ibarretxe. Se trata de defender un principio democrático básico. El de la acción política frente a la amenaza de la criminalización del diálogo, una línea roja que nadie, en democracia, debe cruzar", remarca.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies