Podemos Euskadi propone "una moratoria inmediata" de las licencias de pisos turísticos

Actualizado 07/08/2017 14:20:10 CET

Defiende "las protestas pacíficas y democráticas" de exigencia ciudadana a las instituciones

BILBAO, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

Podemos Euskadi ha propuesto "una moratoria inmediata" en las licencias de pisos turísticos hasta que se realice un diagnóstico "de las necesidades reales de vivienda, del mercado del alquiler y de los propios pisos turísticos", sobre todo, en los cascos históricos de San Sebastián, Bilbao y Vitoria. Además, ha defendido "las protestas pacíficas y democráticas" de exigencia ciudadana a las instituciones.

En un comunicado, la formación morada ha apuntado que "reducir el debate a la etiquetas de 'turismofobia' y 'turismofilia' resulta una torpeza evidente cuando lo que ha de estar en debate son los problemas de la Ley de Vivienda, de una Ley de Turismo no desarrollada y de ordenanzas municipales que no son capaces de atajar el alquiler de pisos no autorizados".

Por ello, considera que el debate que se empieza abrir en Euskadi sobre el turismo, "no sólo es interesante, sino necesario, pero, para que se dé con garantías y en profundidad, es necesario salir de posturas simplistas, que lo único que contribuyen es a diluir el debate en eslóganes partidistas".

"Reducir el fondo del fenómeno del turismo en Euskadi y de sus consecuencias a las etiquetas de 'turismofobia' y 'turismofilia' sólo es comprensible en el marco de la tradicional disputa política veraniega entre partidos", ha añadido.

También considera "preocupante el intento de monopolizar la crítica al fenómeno del turismo en Euskadi como estrategia de confrontación con el Gobierno Vasco". "Nos encontramos ante un fenómeno que ha generado, a lo largo de los años, una respuesta plural por parte de una sociedad civil que debe tener la oportunidad de participar en este debate necesario", ha indicado.

Por ello, Podemos Euskadi ha planteado "la necesidad de abordar el fenómeno del turismo desde una reflexión ampliada a la cuestión del derecho a la ciudad y a la de los derechos sociales de la ciudadanía". "Es necesario apuntar que siempre hemos defendido las protestas pacíficas y democráticas, así como la crítica y la exigencia ciudadana a las instituciones provenientes de la sociedad civil", ha indicado.

A su juicio, "estas protestas en el marco del debate sobre el turismo llevan años produciéndose en ciudades como Barcelona y Venecia". "Como ya hemos expresado en las instituciones vascas, este debate no puede separarse de algunas cuestiones que le corresponden por naturaleza, entre otras, las políticas de vivienda, el modelo de ciudad y la gestión de la misma desde las instituciones, especialmente los ayuntamientos", ha destacado.

La formación morada ha señalado que en Euskadi "se recibe con buenos ojos al turista, pero la apuesta decidida del Gobierno vasco por hacer de las capitales vascas (también de algunas localidades costeras) un destino para el turismo global y la clara falta de planificación no es algo nuevo". "El turismo es un motor económico importante, pero debemos evitar que sea él único, y no basar la economía de un país en un sector terciario", ha subrayado.

En este sentido, ha precisado que "han sido meses hablando en el Parlamento vasco del peligro que puede conllevar la saturación del turismo en los centros urbanos y el consejero Retortillo ha hecho caso omiso de manera reiterada".

DEMANDA SOCIAL

"Puede que al gobierno PNV-PSE no vea necesario el debate sobre el peligro de la aumento del turismo, pero es evidente que hay una demanda social, sobre todo entre quienes viven en el centro de las ciudades, que debe ser atendida", ha indicado.

Asimismo, ha dicho que "los vecinos de los cascos históricos de Donostia y de Bilbo llevan años, junto a expertas urbanístas, sociólogos y arquitectos, alertando de las consecuencias que el aumento de la afluencia de turistas conlleva".

"La gentrificación o la saturación turística son de sobra conocidos en otras ciudades del mundo y, cuando todo parece indicar el final de este ciclo de explotación intensiva en muchas ciudades en las que se comienza a apostar por otro modelo de ciudad y de turismo (es el caso de la Barcelona de Ada Colau), el Gobierno Vasco apuesta ciegamente por el mismo", ha aseverado.

A su juicio, "las consecuencias de este modelo de extracción rápida del máximo beneficio comienzan a tener consecuencias graves como la desaparición del tejido comercial tradicional, la saturación de calles y plazas por la afluencia de miles de personas en aquellos lugares en los que la vida vecinal parece invisibilizarse, precarización de los trabajadores del sector servicios, y destrucción del patrimonio material e inmaterial de los centros históricos".

"Además, hay que valorar actuar de forma inmediata para paliar los problemas de vivienda que está generando la proliferación de pisos turísticos. En este sentido, las ordenanzas han de afrontar el problema de raíz, algo que actualmente no sucede", ha aseverado.

Por ello, ha propuesto "una moratoria inmediata" en las licencias de pisos turísticos hasta la realización de un diagnóstico "de las necesidades reales de vivienda, del mercado del alquiler y de los propios pisos turísticos, sobre todo en los cascos históricos de Donostia, Bilbao y Gasteiz".

"Hemos de enfocar el debate en las carencias de la Ley de Vivienda, de la Ley de Turismo no desarrollada, y de las ordenanzas municipales que no son capaces de atajar el alquiler de pisos no autorizados", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies