Los senegaleses agredidos en Lantarón (Álava) están "preocupados" porque sus atacantes están en libertad

Actualizado 20/07/2010 20:31:39 CET

La asociación alavesa de esta comunidad y una delegación diplomática del país africano se reúnen con el Gobierno vasco

VITORIA, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los cuatro trabajadores senegaleses agredidos el pasado 14 de junio en Lantarón (Álava) por un grupo de seis personas, se encuentran "preocupados" porque sus agresores se encuentran en la calle, tras haber sido puestos en libertad con cargos, y viven en el mismo barrio de la localidad de Miranda de Ebro (Burgos), según ha explicado este martes el secretario general de la asociación de senegaleses de Álava, Ousmane Ly.

Ly, junto con un representante del Consulado General de Senegal en Madrid, se ha reunido en Vitoria con el director de Inmigración del Gobierno vasco, Miguel Ángel González, para analizar la agresión contra los cuatro trabajadores africanos, que se produjo a la salida de la empresa en la que trabajaban en Lantarón. En el ataque, al parecer, participó un joven que poco antes había sido despedido de esa misma empresa junto a su padre, supuestamente por mostrar actitudes racistas hacia el grupo de senegaleses.

Se ha producido también otro encuentro en la mañana de este martes entre la delegación diplomática senegalesa y la Diputación de Álava, en la que el secretario general de la asociación de senegaleses de Álava (Moboolo Elkartea) ha reclamado que "la Justicia haga su trabajo y que la ley caiga sobre los culpables".

Hasta el momento, los seis supuestos agresores --entre ellos dos menores de edad--, se encuentran en libertad con cargos. Los hechos están siendo investigados por el Juzgado de Instrucción número 1 de Vitoria, aunque la situación de los dos implicados que no llegan a los 18 años de edad deberá ser analizada por la Fiscalía de Menores.

Ly ha asegurado que la agresión resulta un hecho excepcional, dado que hasta el momento la asociación a la que pertenece --que cuenta con 214 asociados sobre el total de 6.000 senegaleses que viven en todo Euskadi-- no había tenido constancia de hechos similares. Además, ha informado de que este colectivo se concentrará el 31 de julio en Vitoria para denunciar los hechos.

"TINTES RACISTAS"

Los cuatro trabajadores agredidos --uno de los cuales permaneció varios días hospitalizado-- se encuentran "mejor", aunque están "preocupados", según ha afirmado. Esto se debe al hecho de que sus supuestos agresores "están en la calle" y viven "en el mismo barrio", por lo que "en cualquier momento puede pasar algo".

Por su parte, el director de Inmigración del Gobierno vasco ha condenado esta "agresión de tintes racistas" y ha trasladado un mensaje de "calma y confianza en la Justicia" a la comunidad senegalesa. Tras confiar en que la "brutal agresión" reciba una condena con el "agravante de racismo", ha mostrado su "respeto" a los trámites y ritmos de los tribunales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies