Torres cree que Mendia hará una "renovación importante" en el PSE

Mikel Torres
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 11/09/2014 13:50:46 CET

Advierte a Bilbao, ante las "formas autoritarias" de la Diputación, que si no cuenta con el PSE, "probablemente no tendrá su apoyo"

BILBAO, (EUROPA PRESS)

   El candidato a secretario general del PSE-EE de Bizkaia, Mikel Torres, cree que la aspirante a liderar el partido en Euskadi, Idoia Mendia, realizará una "renovación importante en la dirección de la formación porque "debe hacerla" y, además, "no hay otra posibilidad", ya que, tras "muchos años con las mismas caras", se precisan "personas nuevas" para "proyectos nuevos".

   En una entrevista a Europa Press, ha indicado, por otra parte, que la Diputación de Bizkaia se mueve "de una forma muy autoritaria" y ha advertido al diputado general, José Luis Bilbao, de que, si no cuenta con el PSE para implementar proyectos, "probablemente no tendrá nuestro apoyo".

   Torres ha manifestado que sus coincidencias con la única candidata  a liderae el PSE son "muy amplias," por no decir prácticamente todas" y ha asegurado compartir su proyecto". "En las cosas que planteo yo y que plantea Idoia, nadie podrá encontrar una diferencia. Yo me siendo muy identificado con su proyecto y espero que ella también con el mío", ha añadido.

   El también alcalde de Portugalete, se ha mostrado convencido de que Mendia va llevar a cabo una "renovación importante" en la dirección del partido. "Debe hacerla, además, no hay otra posibilidad puesto que proyectos nuevos necesitan personas nuevas, y creo que va a cumplir su palabra", ha agregado.

   Torres ha asegurado que, si "algo sobra" en el PSE-EE es "gente preparada para asumir responsabilidades". "El problema que hemos tenido es que durante muchos años igual hemos tenido las mismas caras en los mismos sitios, y por tanto es evidente, como Idoia Mendia dice, que tenemos que dar un salto, y por tanto, hay muchas personas que tienen que dar un paso adelante y llevar ese proyecto adelante", ha asegurado.

   En este sentido, ha manifestado que los socialistas vascos tienen "cantera" y personas,  independientemente de la edad, "muy preparadas para afrontar los retos que nos vienen". Torres ha indicado que, si él sale elegido como líder del PSE-EE en Bizkaia, también habrá "cambios importantes", sobre todo, con "nuevas personas, que tendrán que ocupar nuevas responsabilidades".

   El aspirante a dirigir el PSE vizcaíno se ha mostrado favorable a reducir las ejecutivas y cree que los propios militantes lo están demandando, además de unas ejecutivas "más dinámicas, más participativas", en las que no prime tanto el "poder territorial" sino "las personas que tengan ganas".

"APOYO COMO ALCALDE"

   Por otra parte, ha reiterado que no tiene intención de presentarse como candidato a diputado general de Bizkaia y que, para esa responsabilidad hay "personas igualmente preparadas" que él. Según ha explicado, no lo va a hacer porque su "única responsabilidad y deseo" es seguir siendo alcalde de Portugalete".

   Torres no cree que vaya a tener competencia en las primarias que se celebrarán para elegir el candidato a alcalde, al igual que se hará en el resto de municipios con más de 20.000 habitantes. "No creo, primero porque mis compañeros de Portugalete quieren que yo siga siendo el candidato y el alcalde, seguro que no hay nadie más, primero porque es un jaleo en el que no muchos se quieren meter", ha indicado.

   Respecto a las primarias para elegir al candidato socialista a la Moncloa que se celebrarán en julio, ha afirmado que apostaba por otra fecha pero, si se ha estimado conveniente celebrarse en ese momento, "fenomenal".

PROYECTO DIFERENTE A EGAÑA

   Sobre el otro candidato a dirigir el PSE-EE de Bizkaia, ha manifestado que representan "dos proyectos totalmente diferentes". Según ha apuntado, su proyecto se basa "en tres ideas", una de ellas reforzar las agrupaciones locales para que recuperen "su capacidad de hacer y decidir la política" porque han estado "un poco olvidadas y nuestros militantes no se han sentido cerca del partido". Para ello, ha defendido, dotarlas de infraestructuras y medios "para que luego  sean altavoz de las políticas en los municipios donde estén".

   Además, apuesta por un proyecto "eminentemente municipalista" y, por tanto, la "principal prioridad" de los socialistas vizcaínos es "intentar recuperar el poder municipal en las próximas elecciones", la "imagen" de partido municipalista" y tratar de gobernar "más ayuntamientos".

   Como tercer eje de su proyecto, apuesta porque el partido se "vuelque" en las políticas que se hacen de cara a las instituciones. "Volver a plantear en Bizkaia cuáles son nuestros retos que son la lucha contra el desempleo, el mantenimiento de los servicios públicos y poder trasladar las demandas ciudadanas a las instituciones", ha apuntado.

   En ese sentido, ha indicado que en Bizkaia "hay mucho trabajo por hacer" porque la Diputación foral vizcaína "se mueve de una forma muy autoritaria".

   Torres ha señalado que en el territorio, el PSE "está haciendo haciendo una buena oposición" y ha precisado que lo que reclaman los socialistas al Gobierno foral es "responsabilidad" y, sobre todo, que "cuente con la oposición". "En la medida en que no se cuente con la oposición, nosotros marcaremos con más dureza nuestro discurso", ha añadido.

   El dirigente socialista ha manifestado que le gustaría que el diputado general de Bizkaia, José Luis Bilbao, tuviera claro que en Bizkaia "se gobierna con todos" y, por tanto, si no cuenta con el PSE para implementar proyectos, "probablemente no tendrá nuestro apoyo".

   Torres ha señalado, en todo caso, que el PSE-EE "nunca va a jugar a la marginalidad" sino que "siempre se ha jugado a la centralidad" y han pactado con diferentes alternativas políticas para mejorar las condiciones de vida de los ciudadanos". "Cuando el PNV hace esos llamamientos es que tiene miedo de que en algunos lugares pueda quedar reducido a la marginalidad", ha asegurado en referencia a que el presidente del EBB, Andoni Ortuzar, indicara que el PSE puede tener "problemas" si opta por "jugar a la marginalidad" y mirar "todo" con "las gafas de Podemos".

   Sobre la política de pactos del PSE-EE, tras afirmar que siempre ha sido un partido que "ha sumado para que el país se pueda gobernar", ha señalado que la nueva dirección tendrá que ver en cada momento "si se dan las circunstancias para que podamos volver a hacerlo".

   A su juicio,  el PSE-EE de Bizkaia tiene "margen de maniobra total" de cara a posibles pactos, porque aunque se llegó a un acuerdo general en toda Euskadi en un "momento complicado", pero esos pactos de estabilidad "se analizan". En este sentido, ha indicado que, si "muchas de las cosas no se están haciendo", no pueden "tener otra vez la confianza nuestra en los próximos presupuestos".

   Por otra parte, en relación a la limitación de cargos, cree que "todo el mundo comprende" la una "única persona pueda ostentar un cargo orgánico en el partido y un cargo institucional". En ese sentido, ha apuntado que ha habido una propuesta a nivel general para que sea de ocho años. Torres ha precisado que, "salvo que tengan un alcalde que sea elegido constantemente o un diputado general o un lehendakari", habrá que "propiciar el recambio" en los supuestos de personas que se sabe "que no van a ser alternancia".

   Por último, sobre el fenómeno de Podemos, ha asegurado que lo que le preocupa no es que haya un partido como el liderado por Pablo Iglesias, sino que haya "una disgregación de la izquierda importante" y estén divididos "prácticamente en cuatro o cinco partidos", lo que hace que "se consolide a la derecha".

   "Frente al discurso de Podemos, el PSE tiene que intentar poner su discurso de izquierda, progresista y, sobre todo, un discurso que lanza propuestas, soluciones que luego lleva a las instituciones y son realistas no ficción", ha dicho.