El proyecto Itinere 1337 persigue la puesta en valor de las rutas históricas de peregrinación a Guadalupe

Actualizado 04/12/2009 15:55:11 CET

BADAJOZ, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Asociación para la Promoción y el Desarrollo Rural de la Comarca de Villuercas-Ibores-Jara (Aprodervi) impulsa el proyecto Itinere 1337 que se presentó esta mañana en la Diputación Provincial de Badajoz.

Junto a su gerente, Javier López Caballero, comparecieron los diputados provinciales María José Hormigo, del Área de Igualdad y Desarrollo Local, y Pedro Ledesma, del Patronato de Turismo, además de Manuel Fernández Trinidad, gerente del Ceder La Serena.

Itinere es un proyecto de cooperación interterritorial para la puesta en valor de los caminos históricos de peregrinación al Monasterio de Guadalupe que, tal como destacó María José Hormigo, se justifica dentro del plan estratégico comarcal redactado para optar al actual programa de desarrollo rural 2007-2013, el Feader, donde se incorporaron diversas propuestas concretas de cooperación, entre ellas una específica sobre la puesta en valor de los caminos de peregrinación a Guadalupe, Patrimonio de la Humanidad.

Históricamente, la peregrinación al centro de culto mariano creó los caminos que, a su vez, fueron causa y origen de la aparición de un nutrido conjunto de patrimonio arquitectónico y obras de ingeniería asociado a ellos, como puentes, iglesias, ermitas, humilladeros, cruceros y albergues, además de un rico patrimonio de tradición oral e inmaterial. Y todo ello sobre un territorio privilegiado y de enorme riqueza paisajística y natural.

Estos caminos proceden de toda la geografía española, si bien en Itinere participan 17 grupos de acción local de tres comunidades autónomas, Madrid, Castilla-La Mancha y Extremadura. Diez de ellos tienen su sede en la región, seis en la provincia de Cáceres y cuatro en Badajoz, concretamente en la Siberia, la Serena, Vegas Altas y Vegas Bajas, agrupando a 80 municipios pacenses con una población de 200.000 habitantes, informó la Diputación pacense en nota de prensa.

Subvencionado por la Red Rural Nacional del Ministerio de Medio Ambiente, cuenta con un presupuesto global de 800.000 euros en cuatro años y se compone de siete ejes de actuación en torno al patrimonio, agua y recursos, cultura y tradición, turismo y promoción, innovación tecnológica, participación ciudadana y sistema de gestión en red.

APROVECHAR LOS RECURSOS

La diputada provincial de Desarrollo Local de la Diputación enumeró los objetivos generales del proyecto, consistentes en aprovechar económicamente los recursos culturales, medioambientales y turísticos de los itinerarios, iniciar un proceso de cooperación dentro de las comarcas entre los propios habitantes del medio rural a través de foros de participación, la articulación de unas áreas rurales tan dispersas sobre el planteamiento de la red de caminos, superar el secular aislamiento de nuestros pueblos, y frenar la despoblación fortaleciendo el tejido empresarial.

Los caminos de peregrinación se constituyen a través de doce rutas que suman los 1337 kilómetros que dan título al proyecto, una cifra que coincide con la del año de creación del Monasterio y que en Badajoz cuenta con la participación de los grupos de acción local Adevag de las Vegas Altas del Guadiana, Adecom Lácara de Vegas Bajas, Ceder la Siberia y Ceder la Serena.

Los caminos pacenses, en concreto, han sido denominados de la Orden del Sacer o del Sur desde Saceruela y pasa por Fuenlabrada y Castilblanco; de las Minas desde Almadén por Garlitos, Siruela, Casas de Don Pedro y Talarrubias; Mozárabe o de Córdoba por la Serena en un recorrido que traviesa Monterrubio, Castuera, Campanario, Magacela, La Haba y Don Benito-Villanueva; y de Sevilla desde Mérida por la Vía Verde Vegas del Guadiana.

Respecto a las actuaciones propuestas en el proyecto, el gerente de Itinere explicó que tienen como finalidad la puesta en valor de los recursos de los territorios por donde transcurren las rutas.

En este sentido, se adecuarán los caminos, se creará una red de albergues y un comité científico de expertos, una descripción del trazado de cada ruta, la constitución de 17 foros ciudadanos, el diseño de una plataforma web, la edición de publicaciones y construcción de un sistema de información geográfica, el estudio de rutas, la organización de un congreso anual y la fundación de un patronato y un centro de interpretación, entre otros ámbitos.

EMPLEO Y RIQUEZA

A su vez, López Caballero detalló que se va a empezar por crear una estructura técnica con tres expertos extremeños, así como la imagen del Humilladero del Monasterio como logotipo. Además, se están recuperando los 1337 kilómetros de caminos con una gran tradición histórica y que en su época de esplendor tuvo más peregrinos que el Camino de Santiago.

Al ser un proyecto de desarrollo rural sostenible para poner en valor los recursos de los territorios, añadió el gerente de Aprodervi, se generará empleo, empresas, fijación de la población y nuevas oportunidades de negocio y de mercado.

Otra de las finalidades del proyecto es la creación de un producto turístico de los caminos a Guadalupe, también un estudio físico, de desbroce y recorrido de las rutas para comprobar en qué estado se encuentran, posibles alternativas en aquellos lugares irrecuperables o protegidos, ya que en sus itinerarios se ubican dos parques nacionales y zonas zepa de gran valor ecológico, y la integración de una vía verde para actividades de senderismo y ocio, que es la que unía en su tiempo Villanueva-Don Benito con Guadalupe y llegaba hasta Toledo.

"No queremos que el proyecto se convierta en una isla dentro del territorio -matiza Javier López- sino que se inserte en otras grandes rutas como la Vía de la Plata o el Camino Mozárabe que llega desde Sevilla o con las rutas de Valencia hacia Santiago. Ya hay rutas abiertas y en funcionamiento pero queremos darles homogeneización con el conjunto".

Por su parte, el diputado provincial y alcalde de Talarrubias, Pedro Ledesma, manifestó que su localidad se encuentra en una de esas rutas, concretamente la que viene de Ciudad Real y Córdoba, y el antiguo hospital de Talarrubias que data de 1600 se rehabilitó como albergue que se usa actualmente por peregrinos en viaje al Monasterio.

"Hay algunas barreras naturales, sobre todo en la Siberia, que han ido surgiendo con el tiempo, como son los grandes embalses, por lo que habrá que buscar alternativas a esos itinerarios", señaló.

Y recuperar buena parte del patrimonio, tanto en puentes y vías de ferrocarril, como en posadas y albergues para los peregrinos que deseen aventurarse por los caminos a Guadalupe.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies