El 36% de los espacios de trabajo extremeños tienen unos niveles de nicotina elevados, según un estudio

Actualizado 17/03/2010 13:22:48 CET

Para los expertos de Neumosur, el impacto de la prohibición parcial de fumar en espacios públicos es "limitado y claramente mejorable"

CÁCERES, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

El 36 por ciento de los espacios de trabajo y ocio de Extremadura presenta una concentración de nicotina de 2,3 mcg/m3, unos "niveles elevados" que se relacionan con el "riesgo de mortalidad por cáncer de pulmón", según un estudio realizado por neumólogos del Hospital de San Pedro de Alcántara de Cáceres.

El estudio, que recoge la Asociación de Neumólogos del Sur (Neumosur) en un comunicado de prensa, advierte de que "en determinados espacios" de Extremadura, la concentración de humo ambiental de tabaco de la región "se ha incrementado en vez de reducirse".

Neumosur recalcó que el estudio señala que "es necesario una normativa más amplia y estricta para proteger a los trabajadores extremeños". Según dijo, la exposición al humo ambiental de tabaco supone un "importante riesgo para la salud de la población", al ser calificado como "carcinógeno" por la Agencia Internacional de Investigación del Cáncer.

EL ESTUDIO

El estudio del hospital cacereño se enmarca dentro de un proyecto de investigación a nivel nacional en el que participan ocho comunidades autónomas. Los principales datos serán presentados en el transcurso del XXXVI Congreso Neumosur, que se celebrará en Sevilla entre el 18 y el 20 de marzo, por los doctores María Díaz Jiménez y el doctor Juan Antonio Riesco.

Los sectores laborales estudiados en el estudio fueron oficinas de la administración pública, tanto central, autonómica como local; empresas privadas, universidades y locales de ocio y hostelería.

La metodología utilizada consistió en la realización de varias mediciones antes y después de la entrada en vigor de la prohibición parcial de fumar en espacios públicos. Tras recogerse 110 muestras, en el 91,8 por ciento de los casos se detección de nicotina y el 36,3 por ciento de la concentración de esta sustancia era superior a 2,3 mcg/m3, nivel que "se relaciona con un aumento del riesgo de mortalidad por cáncer de pulmón".

AUMENTO "SIGNIFICATIVO" EN LA ADMINISTRACIÓN ESTATAL

Por espacios analizados, en la administración pública estatal destaca un aumento "significativo" del porcentaje de concentración de humo, en concreto un 62 por ciento, mientras que en las administraciones locales y autonómicas los niveles son "bajos" y no se recogen cambios significativos.

En la universidad se observa una reducción "significativa" (55 por ciento), "muy similar" al nivel de concentración de nicotina detectado en las empresas privadas pequeñas.

Por el contrario, en las empresas privadas de mediano tamaño los resultados han detectado un incremento "significativo" (90 por ciento), mientras que en los local de ocio y hostelería y disco-pubs los niveles se mantienen "muy altos" (46,53 mcg/m3) y en los restaurantes "se distingue un descenso significativo".

Para los doctores María Díaz Jiménez y Juan Antonio Riesco, los resultados de este estudio, determinan que el impacto de la prohibición parcial de fumar en espacios públicos es "limitado y claramente mejorable".

Los datos, subrayaron, "contribuyen a argumentar la exigencia de una nueva ley que demanda más del 70 por ciento de la sociedad civil y cuyo objetivo fundamental será aumentar la restricción del consumo de tabaco en los lugares públicos".