El TSJEx comprobará si la asistencia de jueces a la junta de noviembre afectó al funcionamiento de sus juzgados

Actualizado 04/12/2008 14:53:11 CET

El presidente del alto tribunal extremeño considera que "los jueces no tienen derecho a la huelga"

CÁCERES, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Extremadura (TSJEx), Julio Márquez de Prado, anunció hoy que remitirá una carta a los jueces que participaron en la junta autonómica del pasado 21 de noviembre para comprobar si su asistencia a tal reunión repercutió en el "normal funcionamiento" de sus juzgados.

Márquez de Prado explicó que las misivas les llegarán a los 29 jueces titulares y a los tres sustitutos que estuvieron en la junta autonómica de Badajoz, en la que los presentes tomaron la decisión de convocar una jornada de huelga para el próximo 18 de febrero.

El objetivo es recabar información para averiguar si la celebración de la junta motivó la "suspensión" de vistas y juicios y, por consiguiente, influyó en la "tutela judicial de los ciudadanos".

Una vez recabada dicha información, será remitida al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), órgano que será el encargado, en su caso, de actuar en consecuencia, según apreció Márquez de Prado en una rueda de prensa celebrada en Cáceres.

Además, Márquez de Prado explicó a los periodistas que cuando las juntas de jueces son de ámbito autonómico, como la que tuvo lugar el 21 de noviembre en Badajoz, el artículo 60 de la Ley del Poder Judicial establece que tales reuniones deben ser comunicadas con anterioridad al presidente del Tribunal Superior de Justicia correspondiente, algo que no sucedió en Extremadura y de lo cual se ha informado al CGPJ.

FUERA DEL HORARIO LABORAL

Según los datos aportados por Márquez de Prado de los 103 jueces y magistrados que existen en Extremadura, 74 son órganos unipersonales, y de estos, 63 son titulares de juzgados y el resto son sustitutos. De los 63 jueces titulares, 29 acudieron a la reunión de Badajoz y de los once sustitutos, lo hicieron 3, aunque también hubo votos delegados que no se tienen en cuenta a la hora de la votación a favor de la huelga puesto que este punto no constaba en el orden del día de la reunión y surgió en ruegos y preguntas, según explicó.

Toda esta situación se puso encima de la mesa el pasado martes, día 2, en la reunión que mantuvieron los presidentes de los Tribunales Superiores de Justicia de toda España con el presidente del Tribunal Supremo y del CGPJ, Carlos Dívar, y con los miembros de la Comisión Permanente del consejo, en la que se mostró la "preocupación" por que este tipo de reuniones "afecten a la tutela judicial de los ciudadanos".

Al respecto, Márquez de Prado indicó que "se ha considerado conveniente" que los TSJ "controlen" estas juntas de jueces para que no afecten al funcionamiento de los juzgados y "se hagan fuera del horario laboral", dijo, ya que, por ejemplo, la de Badajoz tuvo lugar un viernes por la mañana, si bien reconoció que "normalmente" no se realizan juicios ese día de la semana.

"NO TIENEN DERECHO A LA HUELGA"

Durante su comparecencia ante la prensa, el presidente del alto tribunal extremeño opinó que los jueces "no tienen derecho a la huelga", puesto que sus derechos están limitados por tratarse de "un poder del Estado". "Al igual que no pueden sindicarse ni afiliarse políticamente tampoco pueden hacer huelga", consideró Márquez de Prado.

No obstante, indicó que en la reunión mantenida con el CGPJ se estudiaron las reivindicaciones de los jueces y se puso de manifiesto que "la mayor parte de ellas son asumibles y correctas" por lo que en el Plan de Modernización de la Justicia que se pondrá en marcha en tres fases a corto, medio y largo plazo, en los próximos tres años, se recogerán algunas de estas peticiones.

NUEVOS MÓDULOS

Así, señaló que este plan contempla que en mayo o junio del próximo año estén elaborados los nuevos módulos de trabajo y que en el apartado de conciliación de vida familiar y laboral se estudiará el tema de los traslados forzosos cuando un juez asciende a magistrado.

Igualmente aseguró que se abordará un Plan de Riesgos Laborales para los jueces y se modificarán los asuntos de licencias y permisos para que se puedan suspender juicios si coinciden con la asistencia de los jueces a cursos o congresos en los que puedan estar interesados.

Márquez de Prado reconoció que la Justicia "pasa por momentos difíciles y críticos" pero pidió "serenidad" para afrontar todos los cambios que puedan producirse toda vez que el nuevo CGPJ lleva "sólo" dos meses funcionando.

Finalmente anunció que en la próxima reunión de la Sala de Gobierno del TSJEx, que tendrá lugar en Cáceres el próximo 15 de diciembre, se estudiarán todos estos temas, entre ellos los de las juntas de jueces y se "establecerán unas pautas a seguir" en caso de que se produzcan más reuniones de este tipo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies