Investigadores de la UEx proponen que Vegas Altas del Guadiana se convierta en una nueva ZEPA

 

Investigadores de la UEx proponen que Vegas Altas del Guadiana se convierta en una nueva ZEPA

Pato
UEX
Actualizado 30/10/2012 10:56:00 CET

MÉRIDA, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad de Extremadura (UEx) han propuesto que las Vegas Altas del Guadiana se conviertan en una nueva Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA).

Así, ha explicado que cuatro nuevos embalses creados en la cuenca media del Guadiana a partir de mediados de los años 90, asociados al cultivo de arroz, han propiciado que varias especies de anátidas migratorias "hayan aumentado de forma significativa" sus poblaciones durante el invierno en esta zona.

Una investigación de la UEx, financiada por la Confederación Hidrográfica del Guadiana, ha analizado las migraciones de este tipo de aves antes y después de la construcción de estos embalses en la zona de Vegas Altas del Guadiana.

De este modo, ha remarcado "muchas poblaciones" de aves acuáticas migratorias están "en declive" y la pérdida de humedales naturales es una de las causas principales de este descenso.

"Unos 25.277 patos invernaban entre 1991 y 1994 en los grandes embalses del Guadiana, dato que ha aumentado hasta los 46.163 individuos durante el periodo 2007-2010, la inmensa mayoría en la zona de los cuatro nuevos embalses de tamaño mucho más pequeño que hay en la cuenca media del Guadiana", según ha señalado Juan Navedo, investigador principal del estudio que publica la revista Bird Conservation International.

Por el contrario, los grandes embalses experimentaron "reducciones globales de la población en estos dos periodos", ha asegurado Navedo a SINC (Agencia Pública de Servicio de Información y Noticias Científicas).

Según este científico, el desarrollo de los arrozales, que se consideran también humedales, es la clave del estudio, ya que sin la existencia de estos cultivos cercanos lo más probable es que estas aves no experimentaran cambios "tan significativos" en sus patrones de distribución invernal.

"Las aves únicamente descansan por el día en los embalses y los abandonan en masa al anochecer para alimentarse en los arrozales cercanos. La salida de los patos es un verdadero espectáculo", ha destacado.

Las poblaciones biogeográficas de estas especies muestran en general "tendencias decrecientes", y se cree que las aves que ahora invernan en Extremadura probablemente procedan del suroeste europeo/Doñana, y noroeste africano, donde la población de estas anátidas migratorias "está en declive también en las últimas décadas", ha apuntado la UEx en nota de prensa.

HUMEDALES

De este modo, ha indicado que en Extremadura se crearon varios grandes embalses para riego durante la década de 1960, mientras que los depósitos relativamente pequeños fueron construidos a partir de finales de los 90 en adelante, cerca de los campos de arroz.

Para el estudio, en los primeros se diseñaron y realizaron mensualmente recorridos con embarcación, con itinerario fijo, pero en los embalses de mediano y pequeño tamaño se diseñaron y realizaron "conteos desde puntos donde se veía todo el humedal", situados en tierra.

"En ningún caso abogamos por la construcción de nuevos embalses para la conservación de las poblaciones de anátidas migratorias. Los humedales naturales, en este caso, las cabeceras de los tributarios del Guadiana (...) son esenciales para la conservación de la biodiversidad, flora y fauna acuática", ha subrayado el investigador.

El área que conforman estos cuatro embalses, Sierra Brava, Gargáligas, Cubilar y Ruecas, junto con los arrozales asociados, albergan en promedio "más del uno por ciento" de las poblaciones biogeográficas presentes en Europa Occidental de varias especies de anátidas como el cuchara europeo, el ánade rabudo, o el pato más pequeño de Europa, la cerceta común.

"Según el criterio numérico establecido en el Convenio de Ramsar y adoptado en la Directiva Aves de la UE para designar un Humedal de Importancia Internacional, los cuatro embalses y los arrozales asociados deberían convertirse en una nueva Zona de Especial Conservación para las Aves (ZEPA), denominada Vegas Altas del Guadiana", han concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies