El PP celebra el "supremo varapalo" judicial al "sectarismo" de la Junta con las clases de Religión católica

Diputada del Grupo Popular Pilar Pérez
GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR
Publicado 23/03/2018 15:15:05CET

MÉRIDA, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

La portavoz de Educación del Grupo Parlamentario Popular en la Asamblea de Extremadura, Pilar Pérez, ha mostrado su satisfacción por las sentencias del Tribunal Supremo sobre las clases de Religión católica y que suponen, en su opinión, un "supremo varapalo" judicial al "sectarismo" de la Junta y a su "poda selectiva de derechos constitucionales".

"Fernández Vara quería eliminar la religión católica de las aulas extremeñas y con estas dos últimas sentencias del Supremo, ya son cinco las ocasiones en las que la Justicia le ha dejado claro que por encima de sus caprichos ideológicos están los derechos de los padres extremeños, que en un 90 por ciento solicitan que sus hijos tengan acceso a esta asignatura específica", ha indicado.

Asimismo, Pérez ha hecho referencia a las declaraciones de la consejera de Educación, Esther Gutiérrez, quien, durante el último pleno, en respuesta a una pregunta del Grupo Parlamentario Popular, "defendió a capa y espada" la implantación de la religión islámica en los centros educativos extremeños, una cuestión que "es su obligación", ha indicado, pero que "pone al descubierto una grave contradicción con respecto al trato que la Junta ha propinado al 90 por ciento de las familias de la región".

"Impartir islam en los centros educativos es para la Junta una cuestión derivada de su obligación de garantizar la libertad religiosa, sin embargo, garantizar la enseñanza de la religión católica, que es la religión mayoritaria, es una cuestión que solo se asume vía varapalos judiciales", ha reflexionado.

En todo caso, Pérez ha mostrado su "esperanza" de que, "con tantas sentencias", a Fernández Vara "se le quite de la cabeza, de una vez por todas, esa intención suya de que quién quiera religión católica que se la pague".

"Lo democrático es cumplir con la Constitución y con los acuerdos para el ejercicio de la libertad religiosa, siempre, no solo con aquellas religiones que le permiten hacerse el 'progre' con las minorías", ha concluido.