El PPdeG culpa a los sindicatos de la suspensión de negociaciones entre Xunta y agentes forestales y ambientales

Comisión institucional del Parlamento de Galicia
Europa Press
Publicado 05/09/2018 17:22:00CET

   El PSdeG acusa a los populares de no interesarse por "llegar a acuerdos", lo que ve como "irresponsabilidad absoluta"

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 5 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El diputado del PPdeG Jacobo Moreira ha asegurado que "en ningún caso hubo suspensión" de las negociaciones con los agentes forestales y medioambientales por parte de la Xunta, ya que "fueron los sindicatos CC.OO. y UGT los que abandonaron el 6 de agosto la mesa de negociación".

   Así lo ha asegurado este miércoles en la Comisión Institucional de Parlamento de Galicia ante la proposición no de ley promovida por el PSdeG para la "recuperación de las negociaciones por parte de la Xunta con las organizaciones sindicales".

   La iniciativa también pedía el "establecimiento de un acuerdo respecto a las condiciones laborales de los agentes forestales y medioambientales", así como la "dotación en relación de puestos de trabajo de cada distrito forestal de los medios humanos necesarios para la investigación de los incendios forestales".

   Ante la presentación de esta proposición, el diputado popular también ha destacado que "en ningún caso hubo suspensión unilateral por parte de la Xunta", ya que el Gobierno gallego "sigue sentado en la mesa de negociación y ofertando mejoras", así como "apostando por el diálogo" y la "mejora de las condiciones de trabajo y dotación de material" de estos profesionales.

   En este sentido, Moreira ha explicado que "sí se avanza en medidas", como en lo relativo a la subida progresiva de niveles de los agentes, en las retribuciones ordinarias que perciben en periodo extraordinario, en su derecho a recibir ayudas para conciliar su trabajo con la vida familiar, en el hecho de que los turnos nocturnos sean más cortos, que su jornada anual sea la misma que la de los funcionarios, que el descanso mínimo semanal de 15 horas se garantice o que se aumenten los días de libranza por trabajar los fines de semana y festivos.

   Por ello, ha asegurado que la Administración autonómica "puso de su parte para mejorar la situación de este colectivo", por lo que "no hay que instar al Gobierno a negociar porque nunca se rompió la negociación por parte de la Xunta, sino por la de los sindicatos", ya que "la Xunta oferta mejoras".

NEGOCIACIONES PARALIZADAS

   Sin embargo, el diputado socialista Juan Díaz Villoslada ha acusado a la Xunta de mantener "paralizadas desde el mes de diciembre de 2017 las negociaciones" sobre un acuerdo que regule sus condiciones de trabajo con este colectivo de agentes forestales y medioambientales de Galicia, pese a que el acuerdo firmado en 2004 "lleva varios años caducado".

   Así, ha señalado que las negociaciones se iniciaran en el mes de junio, tras la ola de incendios de octubre de 2017, quedando "suspendidas unilateralmente" por la Dirección Xeral de Función Pública, tal y como ha mantenido el diputado del PSdeG, Juan Manuel Díaz, en su discurso de este miércoles.

   De este modo, ha explicado que las propias consellerías de Facenda, de Medio Ambiente e Ordenación do Territorio y de Medio Rural firmaron con las organizaciones sindicales en septiembre de 2016 un "compromiso" para "desarrollar un nuevo reglamento de funciones de la escala".

   Sin embargo, "tampoco el acuerdo en el que intervenía la Consellería de Educación para iniciar la nueva formación requerida por el nuevo subgrupo de pertenencia en la nueva escala creada en 2015 se ha cumplido", han criticado los socialistas.

   Por todo ello, han insistido en que estos "incumplimientos" dejan "patente la falta de compromiso real por parte del Gobierno gallego con las condiciones de trabajo y funciones de los agentes forestales y mediambientales".

"IRRESPONSABILIDAD" DE LA XUNTA

   Asimismo, el PSdeG ha defendido que lo cierto es que "hay una situación de huelga" por la que se debe "buscar que todos los grupos de la cámara lleguen a un acuerdo". "Es una irresponsabilidad absoluta por parte del Gobierno gallego mantener esta situación abierta", ha criticado.

   "Conoce perfectamente la legitimación de la huelga y todos sabemos que hay formas y formas de reventar las mesas de negociación", por lo que "a veces da la impresión de que en este conflicto puede haber elementos dentro del PP para que no se llegue a acuerdos", han planteado los socialistas.

PREOCUPACIÓN "ESENCIAL" DE LA SOCIEDAD

   Además, sobre su posición al respecto de esta cuestión, ha asegurado que "la protección y conservación de la naturaleza y del medio ambiente es una preocupación esencial de la sociedad, una tarea prioritaria que requiere de los poderes públicos la habilitación de los necesarios medios humanos y materiales".

   Por ello, "el desafío de la prevención, extinción e investigación de los incendios forestales de nueva generación, y su correlación con el conjunto de las políticas forestales y agroganaderas en Galicia", según han apuntado los socialistas, "intensifican el reto de la Xunta con su personal asignado para estas labores críticas".

AGENTES DIVIDIDOS EN DOS CONSELLERÍAS

   Así, los socialistas también han indicado que, tras la creación de la primera escala de agentes forestales de Galicia en 1992, adscrita al grupo D de clasificación funcionarial, en el año 2000 se creó la escala de agentes facultativos medioambientales, grupo C, actualmente declarada "a extinguir", con motivo de la creación de la nueva escala de agentes técnicos en gestión ambiental, grupo B.

   En consecuencia, según han explicado, actualmente los agentes están adscritos en dos consellerías, "cuestión que debería ser también objeto de análisis de eficacia organizativa", estando 350 efectivos asignados a la de Medio Rural y 150 a la de Medio Ambiente e Ordenación do Territorio.

OPINIÓN DE BNG Y EN MAREA

   Por su parte, en representación del BNG, que ha votado a favor de esta proposición no de ley, Luís Bará ha asegurado que este tema se trata de "un debate mediatizado" debido a la huelga de los agentes forestales y medioambientales en su lucha por alcanzar "condiciones salariales más justas y dignas".

   En esta línea, ha criticado que el Gobierno gallego "no presta la atención necesaria" a ciertos "ámbitos de política pública", como es el caso de la conservación del monte, por lo que "se echa de menos una política más allá de gestionar los intereses de grandes grupos empresariales ajenos que quieren lucrarse del monte gallego, pasando por encima de la protección del medio y de la naturaleza".

   Asimismo, ha asegurado que "en los últimos años hubo cambios importantes en el marco legislativo y en los montes", con "una nueva realidad de incendios, muy agresivos y peligrosos", algo que "se debe tener en cuenta a la hora de negociar esas condiciones laborales y salariales".

   Con una argumentación similar, el portavoz de En Marea, Luís Villares, también ha aprobado esta reivindicación impulsada por el PSdeG, por considerarla "una parte sustancial para el conjunto de medidas que los agentes forestales y medioambientales tenían en cartera (en lista)".

Contador