El nuevo rural es más que agroganadería y sorprende con cosméticos con plantas medicinales y miradores-vinoteca

Actualizado 03/02/2008 14:30:20 CET

Medio Rural triplica hasta alcanzar los tres millones las ayudas a proyectos que dinamicen el campo, creen empleo y fijen población

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

"El medio rural tiene mucho más potencial de lo que la sociedad cree". Así lo proclama la Consellería de Medio Rural y así lo demuestran iniciativas como la producción de cosméticos con plantas medicinales en Vilar de Santos o un mirador con vinoteca con caldos autóctonos en el paraje espectacular de los cañones del río Bibei en Manzaneda. Ambas en Ourense, curiosamente la provincia con mayor despoblación en el campo, una tendencia a la que proyectos como estos pretenden poner freno.

Dos proyectos subvencionados por la Consellería de Medio Rural que ha multiplicado por tres las partida que destinaba a proyectos que creen empleo, fijen población y acaben con la sangría de pérdida de población, después de que en la última convocatoria por cada euro invertido se generaran tres.

Entre estas iniciativas se encuentran proyectos, como estos, que rompen con los tópicos de un campo vinculado exclusivamente a las actividades agroganaderas.

"Hay que aprovechar los nuevos mercados que surgen a raíz de las demandas que está registrando el campo", aboga el director xeral de Desenvolvento Rural, Edelmiro López, que calificó de "novedosos" los proyectos que han accedido a estas ayudas que buscan mejorar la calidad de vida y renta del rural, que van desde la rehabilitación integral de aldeas, hasta queserías o pequeñas industrias de artesanos.

El objetivo final es contar con proyectos que eviten y frenen la tendencia de abandono que está viviendo el campo gallego, donde 8.000 núcleos de población, de los 35.000 que registra Galicia, cuentan con menos de diez habitantes.

MIRADOR-VINOTECA.

Esta es la situación a la que se enfrentó Fernando Álvarez Andrade, que con 24 años y formación universitaria de perito agrícola decidió apostar por su aldea, A Mata en Mazaneda, "un lugar precioso con un enorme potencial pero que estaba y se está quedando vacía", se queja en declaraciones a Europa Press.

En la actualidad, con 38 años, y tras 14 cultivando castes de vino autóctono, criando 200 ovejas y vacas, ha accedido a estas ayudas para construir un mirador en los cañones del Río bibei, "con una vista espectacular e impresionante" en el que pretende ofrecer a los visitantes no sólo la cata de los vinos que él mismo produce, sino construir un aula divulgativa sobre "el día a día" de una explotación multifuncional en el rural.

"Aposté por esto y me quedé, cuando sería más fácil y más cómodo que, como perito agrícola, preparase una oposición y trabajase de funcionario, pero me llena y tengo derecho vivir donde nací y me crié", esgrime Fernando Álvarez, quien admite que conoce "más gente joven como él" que le gustaría haber tomado la misma decisión, "pero no tenían forma".

Por estos motivos, respalda "plenamente" las ayudas de la Consellería de Medio Rural para este tipo de proyectos, sobre todo, en casos como el suyo que se ubican en "zonas muy desfavorecidas y totalmente abandonadas". Con todo, no se mostró conforme con la cantidad con la que cuenta porque no las considera "suficientes". "Cuesta mucho arrancar", se lamenta.

MÁS INVOLUCRACIÓN DE LA ADMINISTRACIÓN.

Por ello, reclama a la Administración que "se involucre más" e incremente la subvención a estos proyectos por la importancia socioeconómica para la zona donde se inscriben, "la dinamizan y fijan población", aunque advierte de que no es un cambio de tendencia que se produzca "de un día para otro".

En esta línea de mayor implicación de la Administración, demanda una mejora de los servicios en el rural, ya que se quejó de una calidad de vida mermada por la falta de servicios con los que sí cuentan poblaciones urbanas. A modo de ejemplo, relata como el colegio más cercano --está a punto de ser padre primerizo-- está a ocho kilómetros y para gestiones burocráticas --como la solicitud de estas ayudas-- debe desplazarse por carreteras "penosas" hasta Ourense.

"Debería volcarse más (la Administración) para hacer esto más fácil y que la gente se queda o vuelva", reclamó Fernando Álvarez, quien, en todo caso, se mostró convencido de su apuesta por el rural. "Vivir aquí es un privilegio y es posible si nos apoyan", resolvió.

No obstante, Medio Rural recordó que, tras la convocatoria "experimental" del pasado año, en la última no sólo han triplicado la partida presupuestaria, sino la cantidad máxima financiada por iniciativa, que es del 50 por ciento en aquellas de producción agroforestal y del 75 por ciento para las que buscan la dinamización social y mejorar las condiciones del campo.

COSMÉTICOS CON PLANTAS MEDICINALES.

La filosofía de que vivir en el medio rural es posible es también la filosofía del Ayuntamiento de Vilar de Santos aboga por incentivar, con la ayuda de la Axencia Galega de Desenvolvemento Rural (Agader), la creación de nuevas proyectos empresariales en el rural, que apuesten por la diversificación y calidad de los productores naturales.

Precisamente, Medio Rural ha financiado la construcción de una nave en la que se pretenden producir cosméticos a partir de plantas medicinales y envasar conservas vegetales.

El Gobierno municipal enmarca este proyecto dentro de su preocupación de buscar alternativas al desarrollo agrario del territorio y que estas despierten el interés de los más jóvenes para que decidan quedarse en el rural y frenar así el abandono y garantizar el relevo generacional.

De este modo, el Ayuntamiento de Vilar de Santos cuenta con iniciativas donde forma a los jóvenes de la comarca en distintos procesos de transformación de productos agrarios, que van desde envasado de conservas a la elaboración de licores o la cosmética natural.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies