Rías Baixas cierra la vendimia con 31,6 millones de kilos de uva recogidos

Vendimia en As Rías Baixas
EP
Actualizado 22/10/2010 16:51:13 CET

PONTEVEDRA, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Rías Baixas da por concluida oficialmente la campaña de vendimia 2010, en la que ha sido la cosecha más elevada de su historia, con 31.686.516 quilos de uva recogidos.

Esta cifra supone el mayor volumen recogido hasta la fecha por esta denominación de origen, con un crecimiento del 34,1 por ciento con respecto a la campaña anterior.

La presente vendimia concluye tras 37 días de trabajo en los que la buena climatología hizo que la campaña se adelantara una semana con respecto a otros años. Una cosecha que, además, se ha caracterizado por la alta calidad del fruto recogido, según han constatado los técnicos del Órgano de Control y Certificación del Consejo Regulador.

Como novedad, destaca que ésta fue la primera vendimia en que se ponían en funcionamiento los procedimientos del manual de calidad recientemente aprobados por el Pleno del Consejo Regulador en aplicación de la norma UE 45011, de obligado cumplimiento para las entidades certificadoras, como es el caso de la D.O Rías Baixas.

Los grandes resultados alcanzados en esta campaña son fruto del estado sanitario de la uva en la entrada a bodega, que ha sido extraordinario.

BUENAS TEMPERATURAS

Las altas temperaturas registradas en el mes de septiembre permitieron que los 6.586 viticultores participantes en la vendimia 2010 hayan podido esperar lo suficiente para que la uva alcanzase graduaciones y niveles de acidez óptimos. Además, han permitido unos buenos ritmos de vendimia en una campaña que se extendió entre la segunda semana de septiembre y mediados de octubre.

Como consecuencia, el rendimiento medio de producción por hectárea ha sido de 8.308 kilos por hectárea. Hasta el momento, la campaña más cuantiosa registrada en esta denominación correspondía a la de 2006, un año excepcional por todas las condiciones climáticas registradas y en el que se recogieron casi el mismo número de kilos --30,6 millones--, aunque con un rendimiento medio por hectárea que alcanzó los 9.565 kilos por hectárea.