La Xunta aclara que el incendio próximo a un camping y una playa de A Pobra "no fue peligroso" para las personas

Actualizado 25/08/2007 20:51:02 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 25 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Consellería de Medio Rural de la Xunta de Galicia aseguró hoy que el incendio forestal, originado ayer en la parroquia de Santa María de Xobre, a 500 metros del camping y la playa de Cabío, en A Pobra do Caramiñal (A Coruña), "en ningún momento fue un peligro" para las personas.

Según detalló hoy el citado departamento autonómico, el fuego se originó sobre las 19.21 horas y "se siguió el procedimiento habitual", dando aviso por sms al alcalde del municipio afectado y movilizando a los equipos de extinción.

Al lugar acudió en un primer momento un agente forestal del Servizo de Prevención e Defensa contra Incendios Forestais de la Xunta y, posteriormente, la motobomba dependiente del Ayuntamiento de A Pobra, otra perteneciente al Grumir de Ribeira y dos brigadas del dispositivo de Medio Rural; así como, más tarde, otro agente forestal y una brigada de refuerzo.

Debido a la "escasa dificultad" de la extinción, Medio Rural detalló que "no se consideró necesario pedir ningún tipo de refuerzo de medios materiales y aéreos" y constató que el fuego se dio por controlado a las 20.26 horas de ayer mismo.

El departamento que dirige Alfredo Suárez Canal puntualizó que "en ningún momento la presencia del incendio fue un peligro para las personas que se encontraban en la playa o en el camping de Cabío", ya que la superficie afectada finalmente fue de 1,2 hectáreas.

Al respecto, Medio Rural puntualizó hoy que las fuerzas y cuerpos de seguridad presentes e el lugar "se limitaron a regular el tráfico de salida del arenal", ya que había dos motobombas trabajando en la carretera de acceso al mismo y su actividad podía interferir con el trafico de salida.

Asimismo, aclaró que en las tareas de extinción no participó ninguna persona civil y que muchos de los presentes contemplaron desde la carretera que da acceso a la playa como se efectuaban las tareas de extinción.

Según la información facilitada hoy por Medio Rural, en la jornada de ayer las incidencias referidas a fuegos forestales en Galicia fueron un total de 21, de las que 13 correspondieron a la provincia coruñesa, seis a la de Ourense y dos a la de Pontevedra. Contabilizó la superficie global afectada por el fuego en 7,5 hectáreas, de las que 3,4 hectáreas correspondieron a un incendio en la parroquia de Bugallido, en el municipio coruñés de Ames, donde actuaron medios aéreos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies