Los ediles del BNG en Muros, Porto do Son y Corcubión se inscriben en el grupo de los non adscritos

 

Los ediles del BNG en Muros, Porto do Son y Corcubión se inscriben en el grupo de los non adscritos

Actualizado 22/06/2007 20:29:55 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

Los doce ediles electos por el BNG en Muros, Porto do Son y Corcubión se inscribieron hoy en el grupo de los no adscritos aunque confían en que la dirección nacionalista revoque su decisión de expulsarlos de la formación frentista tras incumplir el pacto de gobernabilidad de los municipios gallegos firmado con el PSdeG en estas tres localidades.

Los tres grupos municipales nacionalistas adoptaron esta decisión en reuniones que mantuvieron ayer a última hora de la tarde y esta mañana y con la que pretenden dar cumplimiento a la orden cursada por la dirección nacional tras la ruptura, por parte de éstos, del pacto con el PSdeG.

A pesar de haberse inscrito en el Grupo de los Non Adscritos, la intención de los concejales elegidos bajo las siglas del BNG, "es volver a trabajar bajo las directrices del Bloque". Estos ediles confían en que que, finalmente, el expediente de expulsión no se lleve a efecto y alegan que la situación de estos tres municipios era "completamente diferente" al resto de ayuntamientos gallegos donde, finalmente, se ha cumplido el pacto.

Así, lo afirmaron a Europa Press el alcalde de Muros, Domingo Dosil, y el de Corcubión, Rafael Mouzo. Dosil subrayó que su grupo municipal "seguirá con el día a día" e intentará imprimir en las tareas de gobierno la "filosofía nacionalistas" que, según dijo, fue el que los llevó a ocupar la alcaldía.

CORCUBIÓN

Por su parte, el alcalde de Corcubión, Rafael Mouzo, señaló a Europa Press que recibieron un escrito del BNG en el que se les indicaba que no constituyesen el grupo municipal nacionalista, por lo que "acatan y asumen" la decisión, aunque confían en que, durante el periodo de tramitación del expediente de expulsión, puedan convencer a la dirección nacionalista de que estudien sus argumentos para incumplir el pacto marco suscrito con el PSdeG.

"Tenemos argumentos más que suficientes para que se tome una solución lo más positiva posible", aseveró Mouzo, quien argumentó que "hace cuatro años, los que fallaron fueron los socialistas y no fueron expulsados". Además, agregó que el PSdeG no se pudo en contacto "para nada" con el Bloque para intentar reconducir la situación. "Nosotros tenemos nuestros principios. Ellos utilizaron el pacto para demonizarnos durante cuatro años" aseveró.

Rafael Mouzo, que lleva 28 años como alcalde de Corcubión, restó importancia a las divergencias que puedan surgir por gobernar conjuntamente con el PP porque cree que "las diferencias en los programas a veces no son tantas" y están dispuestos a intentar acercar posturas. La concejal popular llevará el área de Servicios Sociales de Base y representará al Ayuntamiento de Corcubión en la Mancomunidad.

Fuentes de la dirección consultadas por Europa Press volvieron a insistir que, mientras no se resuelva el expediente de expulsión, oficialmente, estos doce ediles -cuatro en Muros, cuatro en Corcubión y cuatro en Porto do Son-- no son "computados" como miembros del BNG.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies