Aplazan hasta marzo de 2017 el juicio contra 12 acusados por okupar la Sala Yago

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Aplazan hasta marzo de 2017 el juicio contra 12 acusados por okupar la Sala Yago

Concentración contra el proceso a 12 personas por okupar la Sala Yago
EUROPA PRESS
Publicado 05/10/2016 13:38:48CET

Medio centenar de personas protesta contra el proceso judicial, en el que dos encausados están acusados por tenencia de explosivos

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El juicio contra 12 personas por okupar en 2011 la Sala Yago, un antiguo teatro y cine compostelano que permanece cerrado, ha quedado suspendido debido a la renuncia de una de las abogadas que representaba a varios de los acusados, debido a su desacuerdo con la línea de defensa que pretendían seguir. El juicio ha quedado fijado para el 13 de marzo de 2017, a las 9,30 horas.

   Desde primera hora de la mañana de este miércoles, medio centenar de personas --entre ellos, el portavoz del BNG en el Ayuntamiento de Santiago, Rubén Cela, y la diputada electa de En Marea Eva Solla-- se ha concentrado ante la sede de los juzgados de Santiago para protestar contra este proceso judicial, en el que dos de los encausados están acusados de un delito de tenencia ilícita de explosivos.

   Los 12 acusados se enfrentan a la petición de 18 meses de prisión por un delito de usurpación de inmuebles, es decir, por la okupación del inmueble. Además, para dos de ellos, M.P.F e I.B.O., se piden a otros tres años de prisión por supuesta tenencia ilícita de explosivos cuando fueron desalojados del emblemático edificio de la Rúa do Vilar, con lo que estarían pendientes de una pena de hasta cuatro años y medio.

   Una de los procesados, para el que se pide una pena de 18 meses de cárcel, es Adrián Mosquera Pazos, alias 'Senlheiro', que está condenado desde 2014 a siete años de prisión por guardar explosivos supuestamente de Resistencia Galega, aunque fue absuelto de pertenecer a este grupo declarado "terrorista" por la Audiencia Nacional en 2013.

   Precisamente, parte de los participantes en la concentración que tuvo lugar a las puertas de la sede judicial, con notable presencia policial, colgaron una pancarta en el muro frontal que rezaba 'Tú estás preso por luchar por todas. Luchemos todas porque quedes libre, Senlheiro Libertad', para recibir a Adrián Mosquera, que fue trasladado por la Policía procedente del centro penitenciario de Teixeiro.

CONSIGNAS DE APOYO, APLAUSOS Y LÁGRIMAS

   A la hora de entrar en la sala, algunos de los miembros del colectivo de apoyo a "los 12 de la Yago" que posteriormente entraron en el juzgado han aplaudido y silbado a cada acusado, conforme era llamado para entrar, aunque las mayores muestras de respaldo se explicitaron cuando agentes de la Policía subieron a 'Senlheiro'.

   Entre gritos de "¡Libertad!" y proclamas como "¡Estás aquí! ¡Estás en Compos!", aplausos, silbidos e incluso alguna lágrima de emoción, el acusado ha entrado en la sala saludando a los suyos, al igual que el resto de los acusados.

   Una de las procesadas --S.S.C.-- no acudió al juzgado por hallarse en el extranjero y estaba previsto que otro (A.Y.) compareciese por videoconferencia desde el Juzgado de Daimiel, en Ciudad Real.

   Frente a las consignas de apoyo que recibieron los procesados, los representantes de la acusación particular fueron abucheados y recibieron gritos como: "¡Os dejamos los baños limpios! ¡Como los chorros del oro!".

JUICIO APLAZADO HASTA MARZO DEL AÑO PRÓXIMO

   Finalmente, la magistrada del Juzgado de lo Penal número 1 de Santiago --en sustitución del juez Luis Aláez-- les ha trasladado a los acusados y a los testigos convocados en la sede de As Fontiñas el aplazamiento del juicio hasta el 13 de marzo de 2017 a las 9,30 horas.

   El motivo es que, como cuestión previa, se resolvió un recurso y se autorizó la renuncia de una letrada que defendía a varios de los acusados por no estar de acuerdo con la línea de defensa que pretendían llevar.

   Para evitar la indefensión de los procesados, se abre un plazo de cinco días para que puedan designar un nuevo abogado y lo notifiquen, o se les adjudicará uno de oficio, reactivando el proceso.

   Las dificultades técnicas impidieron, asimismo, contactar con el acusado de Daimiel dado que falló el sistema de videoconferencia. Fuentes judiciales han incidido en que no es la primera vez que pasa y que este tipo de errores en sí mismos pueden llegar a motivar la suspensión de juicios.

USURPACIÓN Y SUPUESTA TENENCIA DE EXPLOSIVOS

   El escrito de acusación de la Fiscalía relata que los acusados, "puestos de común acuerdo", decidieron acceder a la Sala Yago "sin autorización de sus propietarios" y que se instalaron en el antiguo cine desde el 18 de noviembre de 2011 hasta el desalojo policial del 25 de noviembre del mismo año.

   Todo ello, según el documento, "con la intención perfectamente concertada y organizada" de establecerse "de manera permanente en el edificio y en la conciencia de la amenidad de la propiedad y de la ilicitud de su conducta". Como consecuencia de su "indebida utilización" del inmueble se produjeron "desperfectos" por 1.939,92 euros.

   Además y "sin que conste concierto previo con el resto", se apunta que M.F.P. e I.B.O. "contribuyeron en la disposición en la parte superior del edificio, en las inmediaciones de los balcones, de tirachinas, adoquines, trece botellas de plástico con una capacidad de entre 1,5 y 2 litros cada una llenas de bolas de aluminio, salfumán o aguafuerte y lejía, además de ocho extintores de incendios".

   El escrito apunta que la combinación del aluminio introducido en las botellas y el aguafuerte generan en envases cerrados el denominado 'cóctel McGyver', con efectos explosivos.

MANIFIESTO ESTE MARTES

   Este martes, a las puertas del antiguo cine, dos de las personas que participaron en la okupación cinco años atrás leyeron un manifiesto en el que vincularon su situación con la actuación del por aquel entonces alcalde de la ciudad, el popular Gerardo Conde Roa.

   Fue entonces cuando, recordaron, pronunció "aquella frase más propia de un sheriff de los spaghetti western que se proyectaban en los años 70 en el Cine Yago: 'Sentirán mi aliento en su nuca'". "Él fue el culpable de que doce personas nos sentemos en el banquillo cinco años más tarde; los 12 de la Yago, rememorando otro film que se proyectó aquí 'Doce del patíbulo'", subrayaron.

   En su comunicado, esgrimieron que aquel miércoles 23 de noviembre de 2011 la Policía Nacional "irrumpió sin esfuerzo en una sala" cuya puerta "estaba abierta".

   "Tras cuatro horas de registro desproporcionado y minucioso llevaron detenidas a las once personas que en ese momento estaban dentro. (...) Os preguntaréis por qué somos once los detenidos y doce en el patíbulo. Pasados unos días otra persona fue imputada tras identificar una huella parcial dentro de la sala. Qué curioso, ¿no? ¿Por qué esta huella valía más que las de los otros cientos de personas que pasaron por allí?. Esto es algo que aún nos preguntamos a día de hoy", denunciaron.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies