Aprobado el plan que blinda el parque de Balaídos y elimina el riesgo urbanístico para PSA

Consello de la Xunta.
CONCHI PAZ
Publicado 15/09/2016 16:46:55CET

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 15 Sep. (EUROPA PRESS) -

   La Xunta ha aprobado el plan de consolidación y modernización del polígono de Balaídos, una actuación promovida por la Zona Franca de Vigo que permitirá acometer las obras de mejora del parque necesarias para impulsar las inversiones de PSA Peugeot Citroën sin riesgo urbanístico, una amenaza que tampoco afectará a la industria de componentes.

   Así las cosas, se podrá abordar la construcción de los nuevos modelos de la factoría viguesa K9 y V20, que supondrán una inversión en el conjunto del sector gallego de más de 3.000 millones de euros.

   Al término del Consello de la Xunta, su titular, Alberto Núñez Feijóo, ha destacado que la tramitación se realizó mediante el procedimiento recogido en la Ley de medidas en materia de proyectos de urgencia o de excepcional interés promovidos por administraciones públicas, aprobada en el Parlamento.

   Superada toda la tramitación en el Ayuntamiento y en la Xunta, el Ejecutivo autonómico da autora el último paso, una vez que el proyecto cuenta con los informes favorables tanto del Consistorio vigués como de los órganos sectoriales.

   Feijóo ha reivindicado que al "desbloquear" este asunto, la Xunta "cumple con el compromiso con la ciudad de Vigo" de impulsar todos los trámites dependientes de la Xunta para que "ninguno de los proyectos de especial interés público" para la ciudad se viese afectado por la sentencia del Tribunal Supremo en la que se anula el PGOM vigués.

   El presidente ha remarcado que esta ley permitiría solventar situaciones similares en otros ayuntamientos, pero siempre en proyectos "de promoción pública", como en este caso sucede con la Zona Franca, dependiente del Ministerio de Hacienda.

5.500 MILLONES DE FACTURACIÓN

   Entre las actuaciones comprendidas en el plan de modernización del parque de Balaídos, Feijóo ha destacado obras como una subestación eléctrica, la construcción, rehabilitación y reforma de naves industriales; y la reordenación y mejora de instalaciones de seguridad y eficiencia energética.

   Para el presidente, se trata de un plan "fundamental para Citroën", pero también para las restantes industrias de componentes asentadas en el polígono: GKN Driveline Vigo, Grupo Maviva y Gefco España.

   De hecho, ha concretado que, gracias a estas empresas, el polígono de Balaídos alcanzó una facturación de más de 5.500 millones de euros en 2015, suponiendo un 35 por ciento del total de la facturación empresarial de toda la comarca de Vigo. Entre las cuatro, dan trabajo a 7.600 personas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies