El Ayuntamiento de Santiago espera "cerrar estos días" con Gobierno y Xunta la actuación de la estación del AVE

Actualizado 14/07/2006 18:40:50 CET

Sánchez Bugallo dice que la coalición se responsabiliza de "sacar adelante" el PGOM pero pide la implicación de PP y agentes sociales

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Santiago de Compostela espera poder "cerrar estos días" con el Gobierno central y la Xunta la actuación urbanística para la construcción de la nueva estación para el tren de alta velocidad (AVE) en la capital gallega, según declaró hoy el regidor compostelano, Xosé Sánchez Bugallo.

El alcalde avanzó hoy que el próximo jueves, 21 de julio, recibirá en Santiago al secretario de Estado de Infraestructuras, Víctor Morlán, con quien revisará "diversos temas" que tienen que ver con la ciudad. Entre ellos, se intentará dar "un retoque" al acuerdo que está prácticamente cerrado para la actuación en la estación para el AVE en Santiago.

Sánchez Bugallo aludió a la propuesta de incluir en el nuevo Plan General de Ordenación Municipal (PGOM) de Santiago la actuación para la nueva estación del AVE y, al respecto, avanzó que el ayuntamiento "espera cerrar estos días" el acuerdo con el Ministerio de Fomento y la Consellería de Política Territorial.

Según dijo, se están concretando "los últimos flecos, pero tenemos una base sólida para el acuerdo". Al respecto, indicó que la visita del representante de Fomento servirá para rematar el proceso y que, por tanto, la próxima semana se podrían fijar los términos concretos a adoptar.

El alcalde de Santiago aseguró que la construcción de la futura estación del AVE --que está previsto que sustituya a la actual estación de tren y que tenga caracter intermodal-- será "la mayor operación urbana y la de mayor trascendencia que se ejecute en la ciudad en los próximos años".

CARACTERÍSTICAS ORIENTADORAS

En principio, las características que se prevén para las nuevas instalaciones dedicadas al AVE que que sean 20 o 30 veces mayor que la estación ferroviaria existente en la actualidad. Según las previsiones municipales, se trataría de una gran pieza destinada al tren de alta velocidad con 100 metros lineales cubiertos y otros 300 metros con marquesinas individuales, a lo que habrá que sumar el edificio para los autobuses y los cuatro aparcamientos previstos que supondrán 2.000 plazas --1.400 de ejecución inmediata y 600 en función de las necesidades--.

La futura estación del AVE prevista para Santiago de Compostela, que debería comenzar a ejecutarse en 2008 para estar concluida en 2010 cuando llegue la alta velocidad a la capital gallega, se concebiría para atender a siete millones de viajeros por año --frente a los actuales que no llegan a dos millones-- y con capacidad para acoger a entre 3.000 y 5.000 usuarios en hora punta.

Para afrontar la remodelación de la zona en la que se ubica las instalaciones ferroviarias está prevista una operación urbanística que modificará usos del suelo y permitirá habilitar espacios residenciales, de oficinas y comerciales.

RESOLUCIÓN DE ALEGACIONES

En relación con el proceso de resolución de alegaciones del PGOM para su aprobación definitiva, Sánchez Bugallo (PSdeG) señaló como "responsabilidad" del Gobierno local el "sacar adelante" el documento urbanístico, pero abogó por "hacerlo de todos" y comprometió esfuerzo para implicar en él al PP y a los agentes sociales.

Sánchez Bugallo aseguró que "en principio no hay diferencias" entre el PSdeG y el BNG --socios en el Gobierno local-- que impidan la aprobación del nuevo planeamiento urbanístico. Aseguró que las discrepancias entre ambos son conocidas y tienen que ver con los proyectos de remodelación de la Plaza de Galicia y la modificación relativa a la eliminación de una plaza en Salgüeiriños.

Por ello, indicó que está dispuesto a "sacrificar" proyectos de su grupo en temas puntuales para tratar de incorporar otras propuestas, incluidas las de la oposición, pero siempre "con el límite de la ley y de la coherencia con el plan". Recordó que el PGOM define un modelo de ciudad para los próximos quince años y supone aportar "unas reglas de juego" que aportan garantías y estabilidad para la actividad de los operadores urbanísticos y los inversores en la ciudad.

PLAN "EJEMPLAR"

El regidor compostelano declaró que el Grupo Municipal del PP es conocedor de la postura que mantiene el Gobierno local respecto al interés de "acercar posturas" que permitan la aprobación definitiva del plan. Reconoció que "sabe que es difícil que la oposición vote a favor del PGOM", pero defendió que el documento propuesto "responde a las necesidades de Santiago y es ejemplar".

Por ello, aunque avanzó que "respetará" la posición que mantengan, volvió a apelar hoy a los populares para que se sumen al esfuerzo del Gobierno local para aprobar el PGOM. Según dijo, eso "no quiere decir" que posteriormente el documento no pueda ser modificado.

Sánchez Bugallo explicó que la tramitación del nuevo PGOM de Santiago vive "una carrera de obstáculos desde el principio", ya que tuvo que adaptarse a tres leyes del suelo de Galicia y, ahora, podría verse afectado por la entrada en vigor de una norma estatal sobre efectos de determinados planes y programas en el medio ambiente, que es una transposición de una directiva europea.

LEGISLACIÓN

Explicó que por el momento existe el compromiso de las consellerías de Medio Ambiente y de Política Territorial de que, dado que el PGOM de Santiago se encuentra ya en la última fase para su aprobación definitiva, se pueda acoger a las excepciones que permite la ley estatal antes de su cumplimiento estricto. Añadió que el Gobierno central prepara también una nueva legislación en materia de suelo.

El regidor compostelano reconoció que "no quiere ser preso de una fecha" pero aseguró que trabaja con la hipótesis de concluir la negociación y poder llevar el PGOM, para su aprobación definitiva en el ayuntamiento, a un pleno el 31 de julio.

No obstante, admitió que si hay que cerrar asuntos podría dejarse para principios de agosto. Según Sánchez Bugallo, dejar un acuerdo para la vuelta de las vacaciones de verano "no sería correcto ni deseable" por la proximidad de la precampaña de las municipales y porque en septiembre las posibilidades de no tener que someterse a la ley estatal sobre efectos de determinados planes y programas en el medio ambiente sería "más incierta y dificultosa".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies