Beiras denuncia el "acoso" a los gobiernos de las mareas

Beiras
Foto: EUROPA PRESS/REMITIDO
Actualizado 22/09/2015 15:17:28 CET

Sitúa las negociaciones para la marea gallega "a mitad de camino" por "tics" en los partidos que "aún no se modificaron"

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El portavoz de AGE, Xosé Manuel Beiras, ha reivindicado este martes que los alcaldes de las mareas en Galicia están demostrando "una forma de gobernar absolutamente distinta" pese al "campo de minas" que se han encontrado a la salida del PP de los ayuntamientos de Santiago, A Coruña y Ferrol y a que están siendo "acosados sistemáticamente".

   Preguntado en la rueda de prensa posterior a la junta de portavoces sobre las críticas del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, a su inacción cuando se cumplen 100 días de su llegada al cargo, Beiras ha evidenciado que "no entiende absolutamente nada". "Que un paralítico atribuya parálisis... ¡vaya por dios! Si eres paralítico, primero cúrate tú", ha sentenciado.

   Dicho esto, el veterano político ha criticado la actuación de los socialistas de la ciudad herculina por su "veto" a la aprobación de un modificativo de crédito en el pleno. "¿Dónde está el PSOE? ¿En el bando del PP o de los que están renovando la política y poniéndola en sintonía con los ciudadanos?", se ha preguntado.

   Actuaciones como ésta y "el numerito de Frijol y Vázquez" --el exalcalde coruñés Francisco Vázquez presentó el lunes a Feijóo en un desayuno informativo-- revelan, a juicio de Beiras, que "el PSOE está donde está Paco Vázquez y donde estuvo en la reforma del Reglamento de la Cámara". "En sintonía (con el PP) para intentar amordazarnos", ha acusado.

MAREA GALLEGA

   Al hilo de ello, sobre las negociaciones para la constitución de una marea gallega a las elecciones generales, Beiras ha aseverado que "hay avances" pero ha admitido que sólo están "a mitad de camino". "También en las organizaciones políticas de la izquierda y el nacionalismo hay tics, resortes en el coco, que aún no se modificaron", ha lamentado.

   No obstante, ha defendido que "hay que apostar" por la confluencia y ha asegurado que a él se lo dice la gente en la calle. "Que sale, muy bien, perfecto; que aún no se logra, por lo menos que se coja esa dirección", ha incidido, partidario de poner el horizonte no en los próximos comicios estatales sino en el de que "este régimen no vale".