Casado ve al Gobierno "de vacaciones" pese a problemas como el de Cataluña, donde debe "aplicarse" la Constitución

Publicado 01/09/2018 16:32:57CET

   Advierte sobre la "espiral absurda y suicida de crispación" y pide tomárselo "en serio"

   CERDEDO-COTOBADE (PONTEVEDRA), 1 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El presidente nacional del PP, Pablo Casado, ha criticado al Gobierno de Pedro Sánchez por estar "de vacaciones" en lugar de afrontar los "problemas" que afectan al país, entre ellos, la situación de Cataluña, donde "la crispación en la calle empieza a dar miedo" y se debe "aplicar" la Constitución.

   Así lo ha manifestado Casado en el acto de inicio de curso político que el PP ha celebrado en Cerdedo-Cotobade (Pontevedra), en el que más de mil afiliados y simpatizantes del PP se han dado cita para escuchar al presidente del partido, y al líder del PPdeG, Alberto Núñez Feijóo, entre otros cargos 'populares'.

   El presidente del PP ha vuelto a criticar que el Gobierno haya "abandonado" al juez Llarena ante la demanda "inaceptable" de Puigdemont, que "siga de vacaciones" cuando el president Torra "emponzoña" a la sociedad catalana, llevando "el conflicto social a las calles" y sometiendo a dicha sociedad a la "crispación política y jurídica".

   A ese respecto, ha apuntado que no es suficiente con "decir a los ciudadanos lo que tienen que hacer", en alusión a la invitación de Ciudadanos a retirar lazos amarillos, sino que hay que promover medidas legislativas como la propuesta por el PP, de modificar la normativa sobre símbolos.

   "Tomémonoslo en serio", ha subrayado, y ha advertido de que "con emblemas y con frases han empezado las peores páginas de la historia de muchos países". A ese respecto, ha incidido en que el PP es el único partido con votos suficientes en el Senado "para volver a aplicar la Constitución" e instará a su aplicación "si no se detiene esta espiral absurda y suicida de crispación en las calles de Cataluña".

CRISIS MIGRATORIA Y OTRAS CRÍTICAS

   En la misma línea, Pablo Casado ha subrayado que el PP "no se podía ir de vacaciones" ante la "crisis migratoria" que afecta al país. "El efecto llamada del buenismo ha traído lo que ya dijimos: una oleada migratoria, una reprimenda de Merkel en Doñana y una queja justa de las fuerzas de seguridad que se sintieron desamparadas", ha constatado.

   Por otra parte, ha denunciado que el Ejecutivo socialista ha intentado "perpetrar la mayor subida de impuestos" de los últimos años "para contentar a los populistas", que ha llevado a cabo "la mayor purga en la televisión pública", y "el mayor ataque a la separación de poderes", poniendo en solfa la potestad del Senado para aprobar el objetivo de déficit (con la reforma de la Ley de Estabilidad Presupuestaria).

Contador