Touriño opone su atención a la Costa da Morte con la "herencia de chapapote y emigración a Canarias" del PP

Actualizado 11/05/2006 20:48:52 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 11 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, reivindicó hoy las "fotografías" con los alcaldes de la Costa da Morte en su residencia oficial de Monte Pío y los planes de dinamización previstos por el bipartito para la zona con la "herencia de chapapote y emigración a Canarias" dejada por el Gobierno anterior.

En la rueda de prensa posterior al Consello, Touriño reaccionó así a las críticas en las que el líder de la oposición, Alberto Núñez Feijóo, lo acusó de tratar de llevar a Ribadeo (Lugo) --donde gobierna el PSOE-- la piscifactoría de Pescanova autorizada por el Ejecutivo de Manuel Fraga en Muxía, ayuntamiento popular, considerado la 'zona cero' durante la catástrofe del Prestige.

El mandatario autonómico prefirió "ni calificar" estas declaraciones, si bien consideró que constituyen un "retrato-robot" de lo que Feijóo "ofrece". "Son palabras muy constructivas en su tarea de oposición", ironizó.

Así, Touriño atribuyó a la gestión de los sucesivos Gobiernos de Manuel Fraga "la despoblación, el aislamiento y la emigración de los jóvenes" padecida por la Costa da Morte, donde la marea negra del 13 de noviembre supuso el "timbre de gloria de la herencia última" de la Administración anterior.

ACTUACIONES DEL BIPARTITO

Por contra, recordó que el bipartito ha aprobado una inversión de más de 300 millones para vertebrar la zona y que el próximo mes de junio prevé presentar un Plan de Reequilibrio, y destacó especialmente que en los nueve meses que lleva al frente del Gobierno recibió "a más alcaldes de la Costa da Morte, la mitad del PP, que Manuel Fraga en toda su vida".

En consecuencia, recalcó a los populares que ni pueden "presentar esa fotografía", ni el compromiso que asumió con los regidores, y aprovechó para defender que el suyo es "un Gobierno de todos y para todos". "Ése es el cambio, si Feijóo no se quiere enterar, otros lo harán", aseveró Touriño, quien, tras censurar la "política de mal gusto" del líder popular, lo advirtió de que "revela la mentalidad de quien las hace". "Hablar no tiene cancelas, cada uno responde de sus actos y yo de los míos con transparencia", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies