La crisis ha provocado la destrucción de 216.000 empleos desde el tercer trimestre de 2008 en Galicia

 

La crisis ha provocado la destrucción de 216.000 empleos desde el tercer trimestre de 2008 en Galicia

Actualizado 15/05/2013 20:32:28 CET

CC.OO. advierte de una "desindustrialización" en la comunidad y destaca que el sector perdió el 30% del empleo que tenía antes de la recesión

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 15 May. (EUROPA PRESS) -

La crisis ha provocado la destrucción de 216.000 empleos desde su inicio, que se dejó notar en el mercado laboral gallego en el tercer trimestre de 2008, hasta la actualidad, de acuerdo con los datos aportados por CC.OO. en un informe sobre la Encuesta de Población Activa (EPA) del primer trimestre de 2013.

El documento destaca que el año "comienza mal" porque el primer trimestre "es el peor desde el año 2010". Entre enero y marzo de este último año el empleo cayó en 41.800 personas, mientras que en el mismo periodo de 2013 el descenso fue de 27.500. "Entonces, no es cierto que se esté frenando la destrucción de empleo", concluye el sindicato.

"En todo caso, son ya 17 trimestres de caída de la ocupación, con algunas excepciones por la estacionalidad del verano, que se llevaron por delante el 18% del empleo que había antes de comenzar la crisis", ha destacado la responsable del área de empleo de CC.OO., Maica Bouza.

Además, el informe subraya que en el primer trimestre se consolida un retroceso "de dimensiones históricas" en el volumen de empleo de Galicia, al quedar el número de ocupados por debajo del millón de personas. "Esto no sucedía desde el año 2000, de forma que retrocedemos al nivel de ocupación de hace trece años. En la crisis se destruyó todo el empleo que se había creado en la más intensa y larga fase expansiva de la economía gallega", advierte.

CC.OO. señala que todos los sectores han sufrido destrucción de empleo, pero destaca la situación de la industria, que ha perdido el 30% de sus puestos de trabajo desde que comenzó la crisis. "En el último año desaparecieron 15.800 empleos, un 9% de los que había y, sumados a los de los años anteriores, disparan hasta los 67.000 los puestos de trabajo destruidos en la industria desde que en el año 2008 la crisis comenzara a golpear el empleo en Galicia", recalca.

"El proceso de desindustrialización, de desertización industrial, está siendo durísimo", advierte la organización sindical. La situación es "de difícil recuperación a corto plazo" y hace "recular" hasta el primer trimestre de 1997 para encontrar una cifra tan baja de ocupación industrial.

No obstante, el análisis apunta que también la tendencia que se observa en el primario y en los servicios es "muy preocupante", en especial porque este último sector estaba "resistiendo mejor".

CC.OO. indica que, aunque en un principio se destruyó más empleo masculino, por la mayor incidencia de la crisis en la construcción, la evolución en sectores como los servicios "desplaza el peso del ajuste hacia las mujeres". De hecho, apunta que en el primer trimestre de 2013 se produce "un hecho inédito" en lo que va de crisis, que se destruyeron más empleos ocupados por mujeres que por hombres.

EMPLEO PÚBLICO

El estudio concluye también que quienes soportan la crisis son los empleados por cuenta ajena, ya que el 95% de los puestos destruidos correspondían a este capítulo.

Analiza también los efectos sobre el empleo público y considera que, desde la llegada del PP al Gobierno central "la estrategia de austeridad extrema, los recortes y el deterioro de los servicios públicos han tenido como resultado una intensa destrucción de empleo público".

En el primer trimestre del año el empleo público se redujo en 6.400 personas en Galicia, indica CC.OO., que señala que la cifra equivale al 4% del empleo que había al terminar 2012. El dato sube hasta 27.500 si se compara con los datos del primer trimestre de 2012.

De las 172.400 personas que, según la EPA; trabajan en el sector público en Galicia, la mayoría (104.600) lo hacen en la administración autonómica; mientras que 30.000 dependen de la central y 27.000 de la local. "El ajuste afecta a todas, pero con más intensidad a los empleados autonómicos: en el último año su número se redujo en más de 19.000, lo que equivale a una caída del 16% en sólo doce meses", subraya.

El informe pone el acento también el un nivel de paro "disparado", en la situación de los jóvenes, que ve "inconcebible" y en los 93.000 hogares que tienen a todos sus miembros en paro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies