Detenida en Toledo por estafar a familias de niños enfermos de Vigo

Actualizado 27/06/2014 14:34:19 CET

TOLEDO, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Agentes de la Policía Nacional han detenido en Toledo a una mujer como presunta autora de un delito de estafa continuada. La detenida contactó a través de una red social con varias familias de niños con enfermedades poco usuales.

   La mujer se ofreció supuestamente de forma altruista para organizar rifas solidarias y obtener así fondos que ayudasen a financiar tratamientos, medicamentos, terapias y, en definitiva, a conseguir una mejor calidad de vida para estos niños. La detenida llegó a fingir su propia muerte para no entregar a las familias lo recaudado.

   El inicio de las investigaciones tuvo lugar el pasado mes de abril, después de recibirse dos denuncias en una Comisaría de Vigo, en la que las familias perjudicabas informaban de que una supuesta familiar de la organizadora de las rifas les había informado a través de las redes sociales que esta última había fallecido. Hasta ese momento, las víctimas del engaño no habían recibido dinero alguno de lo que se habría recaudado, según ha informado el Ministerio del Interior en un comunicado.

   Los agentes supieron que había contactado con las familias a través de sus páginas abiertas en una red social, ofreciéndoles ayuda para la organización y gestión de rifas solidarias. Cuando logró su confianza les solicitó fotos de los pequeños e información de todo tipo para utilizarla en los sorteos. Asimismo, la detenida habilitó también varias huchas solidarias con el mismo fin e, incluso, llegó a abrir una cuenta bancaria a su nombre para la recepción de donaciones.

OCULTA EN LA VIVIENDA DE UNOS AMIGOS

   Las primeras pesquisas permitieron fijar la residencia de la presunta autora en Toledo. Los agentes consiguieron localizar a la estafadora, que se había refugiado en una vivienda de unos amigos en una localidad toledana, y procedieron a su detención.

   Hasta el momento los agentes han logrado averiguar que la detenida habría encargado y obtenido más de 32.000 papeletas que habría utilizado para nueve rifas diferentes. En cada una de ellas estampaba una fotografía de alguno de los niños y el teléfono de la familia en cuestión. De este modo podría ser utilizado por terceras personas si deseaban contactar con la familia para comprobar que los casos eran reales. La arrestada había gestionado también seis huchas solidarias, además de la cuenta bancaria abierta a su propio nombre.

   Las investigaciones no se encuentran cerradas, continuándose con las gestiones tendentes a determinar el beneficio total que la responsable de estos hechos habría podido obtener fruto de la venta de papeletas, cada una a un euro, y de las huchas solidarias. Por lo que respecta a la cuenta bancaria, en el análisis de sus movimientos quedaron recogidos ingresos por un importe total de casi 2.000 euros.

   La investigación ha sido llevada a cabo por agentes del Grupo V  de la B.P.P.J de la Comisaría de la Policía Nacional de Toledo y agentes del Grupo I U.D.E.V. de la Comisaría de la Policía Nacional de Vigo Redondela.