Detenido un individuo por un robo con fuerza en Pontevedra e identificados sus tres compinches

Actualizado 04/03/2011 12:44:53 CET

La Policía busca a los cómplicies y sospecha que, junto con el arrestado, forman un grupo organizado de robos a nivel estatal

PONTEVEDRA, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Comisaría Provincial de Pontevedra han detenido a S.I.D., de 21 años, de nacionalidad rumana, que cuenta con antecedentes policiales, como presunto autor de un delito de robo con fuerza por el método del 'encalomo' y ha identificado a tres compinches.

Asimismo, han sido identificados como colaboradores en el robo y están siendo buscados por la Policía en todo el territorio español I.M.B., de 29 años; C.L., de 40 años de edad; y la mujer A.M.A., de 29 años, todos ellos de nacionalidad rumana, también con antecedentes, según ha indicado la Policía Nacional.

Los hechos se remontan a la mañana del pasado día 1 de marzo, cuando una empleada de un salón recreativo de Pontevedra comprobó cuando iba a abrir el establecimiento que habían sido víctimas de un robo cometido en la noche anterior en el que, según el recuento que realizaron con posterioridad, le habrían sustraído unos 21.000 euros en efectivo que contenían las máquinas tragaperras y otros elementos de juego del local.

Durante la inspección técnico policial realizada en el local, se pudo determinar que para la comisión del robo habrían participado al menos tres personas.

Una de ellas, antes de la hora de cierre, se escondió en un falso techo de los lavabos para que, una vez cerrado el local, abrir la puerta desde el interior para que otro de sus compinches se introdujera en el mismo y pudieran llevar a cabo el robo con total tranquilidad dado que el local se encontraba cerrado.

Este método es conocido como 'encalomo', y consiste en que el individuo se oculta antes de la hora de cierre, permanece escondido en un lugar del establecimiento hasta que se cierra el local y, posteriormente, se materializa el robo.

La Policía ha comprobado que otras dos personas, concretamente C.L. y la mujer A.M.A., habían estado en el local con anterioridad a la comisión del robo realizando actos preparatorios, como control de cámaras de seguridad, vías de entrada y salida, así como el alquiler del piso en Pontevedra en el que se estableció el grupo de forma temporal.

Con todos los datos obtenidos, y una vez realizada una difusión a nivel local para que todos los investigadores tuvieran conocimiento de las personas que se buscaban, en la mañana del día 2 de marzo, 24 horas después de cometerse el robo, una patrulla policial de paisano localizó a S.I.D. en la Calle Sagasta de Pontevedra, y procedió a su detención y traslado hasta la Comisaría Provincial.

PISO LOCALIZADO

Una vez detenido, los agentes consiguieron localizar inmediatamente el piso en el que estaban residiendo en Pontevedra, concretamente en la Calle Santiña, a donde se dirigieron inmediatamente. Allí, pudieron determinar que durante la noche anterior había habido mucho movimiento de personas y enseres, lo que indica que el resto de los buscados habían abandonado ya la ciudad.

Por ello, en la actualidad, continúa la búsqueda policial a nivel nacional de I.M.B., C.L. y de A.M.A, con el objetivo de proceder a su detención como presuntos coautores del robo denunciado.

Al grupo denunciado también se le atribuye un robo con fuerza cometido sobre las 3.30 horas del día 21 de febrero de 2011, concretamente en una cafetería de la Avenida de A Coruña de Pontevedra, en la que consiguieron apoderarse de unos 600 euros en efectivo y varias joyas.

Este hecho se le atribuye a S.I.D. y a I.M.B., dado que fueron sorprendidos por uno de los empleados del local que había regresado a ese local con posterioridad a su cierre porque se le había olvidado un objeto personal en el interior, y encontró a dos individuos dentro que se dieron a la fuga al observar su presencia.

El detenido, una vez tramitado el correspondiente atestado policial, fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Pontevedra en la mañana de hoy día 4 de marzo.

De las gestiones policiales realizadas por los investigadores, se ha podido determinar que las personas identificadas en Pontevedra pertenecen a un grupo organizado que se desplaza por el territorio nacional con el fin de cometer robos en distintos establecimientos. También se desprende que tienen una permanencia en el tiempo como grupo estructurado, así como una distribución de funciones clara en cuanto a los cometidos de cada uno.

Por ello, y dado que este tipo de grupos suele establecerse temporalmente en las ciudades a las que se desplaza para cometer sus robos en pisos de alquiler que en muchas ocasiones (como la que nos ocupa), utilizan a una mujer como arrendataria para levantar menos sospechas. Estos alquileres suelen carecer de contrato entre las partes.

La Comisaría Provincial solicita la colaboración ciudadana para controlar dichas estancias en la ciudad, para lo que se facilita el teléfono habitual de emergencias que funciona las 24 horas del día, 091, para que los posibles arrendatarios o vecinos que observen conductas de este tipo puedan aportar información que sirva para el control preventivo de estos grupos o bien la investigación de hechos delictivos ya cometidos.