Detenidos tres ourensanos por engañar a jóvenes futbolistas extranjeros con falsos contratos

Actualizado 11/07/2018 13:56:49 CET

   Procedían de México, Argentina, Colombia, Venezuela y Senegal y eran reclutados en Verín para lograr patrocinadores y un posible lucro futuro

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Agentes de la Policía Nacional detuvieron a tres hombres naturales de Ourense, de 46, 50 y 69 años, como presuntos autores de falsificación documental, favorecimiento de la inmigración ilegal y pertenencia a grupo criminal.

   Los arrestados en la jornada de este martes engañaban a jóvenes futbolistas extranjeros en sus países de origen y les ofrecían jugar en equipos de fútbol de la liga española, según informa la Policía Nacional en un comunicado de prensa.

   Una vez en España, eran empleados "en condiciones de hambruna" y utilizados por los arrestados para su lucro económico. La investigación comenzó el 4 de mayo cuando un hombre acudió a la comisaría de Verín para presentar una denuncia en la que manifestó que había llegado a España por una oferta para jugar en un equipo de fútbol.

   Según la denuncia, le habían ofrecido trabajo, alojamiento y manutención, pero era él el que debía pagarse el transporte. Al llegar a España, se percató de que la oferta era un engaño.

   Así, se le indicó que debía desplazarse a Verín, donde le informaron de las condiciones reales de la oferta y disminuyó el sueldo inicialmente ofrecido. Además, no se le facilitó contrato de trabajo.

   "Le trasladaron a un piso donde se encontró con otros jóvenes en su misma situación, sin ningún medio, pasando hambre y frío", según el relato de la Policía.

   Las personas que le atendieron le informaron de lo que tenía que hacer para obtener la documentación española de forma irregular, lo que les permitiría darle un contrato de trabajo y le facilitaría poder jugar en otros clubes.

   Le hicieron firmar un contrato de representación y cesión de derechos de imagen por cinco años. Igualmente, según manifestó la víctima, le propusieron casarse con una española para conseguir la nacionalidad.

SIETE JÓVENES LOCALIZADOS

   Iniciada la investigación por estos hechos, la Policía consiguió identificar a tres responsables de la trama, así como a siete jóvenes que habían sido traídos a España en las mismas condiciones, para jugar en un club deportivo y se encontraban alojados en el mismo piso de esa localidad.

   Posteriormente se identificó a otros dos jóvenes que jugaban en otros equipos y que habían llegado a España por el mismo procedimiento. Los jóvenes procedían de México, Argentina, Colombia, Venezuela y Senegal.

   Los investigadores concluyeron que se trataba de un grupo criminal dedicado a traer a jóvenes de sus países de origen mediante engaño y falsas promesas, diciéndoles que iban a ser jugadores de equipos de la Liga española de fútbol, para una vez en España controlarlos en la localidad de Verín y así lograr un enriquecimiento ilícito con su actividad deportiva, beneficiándose de un equipo de fútbol con mayor calidad.

   Los miembros del grupo aleccionaban a los jóvenes sobre cómo eludir el control en frontera y realizaban la falsificación de documentación para residir.

ENRIQUECIMIENTO ILÍCITO

   La finalidad de este grupo criminal es la del lucro económico y deportivo al lograr un enriquecimiento ilícito con la actividad deportiva de los jugadores captados.

   Según la Policía, por una parte la trama se beneficiaba de un equipo de fútbol de mayor calidad deportiva, lo que facilitaría la entrada de financiación a través de nuevos patrocinadores, y por otra parte, de un posible lucro futuro con la firma de contratos de representación y cesión de derechos económicos y de imagen ante la posibilidad de que alguno de los jugadores llegara a fichar por equipos profesionales de fútbol.

   Por todo ello, se procedió a la detención de tres personas, dos en Verín y una en Madrid, como presuntos autores de los delitos de favorecimiento a la inmigración ilegal, falsificación documental y pertenencia a grupo criminal.

Contador