Dos de los presidentes de diputación del PSOE renuncian a explicar al Parlamento sus presupuestos

Dario Campos, este jueves en Lugo
EUROPA PRESS
Actualizado 02/11/2017 14:35:18 CET

   Darío Campos justifica su ausencia en la "discriminación" de la Xunta a su provincia y Carmela Silva se queja por recibir "ataques políticos"

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Dos de los presidentes de diputación del PSOE, la pontevedresa Carmela Silva y el lucense Darío Campos, han decidido no acudir al Parlamento de Galicia a presentar los presupuestos de las instituciones que lideran para el año próximo.

   Así, la Cámara no conocerá de primera mano el detalle de las cuentas de las diputaciones de Pontevedra y de Lugo, una cita prevista para el viernes en el marco de la Comisión de Economía; y a la que sí acudirán, en cambio, el responsable de la administración provincial de A Coruña, el también socialista Valentín González Formoso, y su homólogo en Ourense, el popular Manuel Baltar.

   Si el pasado martes fue la viguesa la que anunció que no asistiría, aludiendo tanto al respeto a la autonomía local como alegando que el año pasado se vio "sometida a ataques políticos por parte del PP que nada tenían que ver con contenido de los presupuestos"; este jueves ha sido el también regidor de A Pontenova quien ha confirmado el mismo paso.

   Los argumentos que ha esgrimido ante los periodistas descansan en "la nula colaboración económica" de la Xunta con la provincia de Lugo, a la que "discrimina"; y en "la falta de transparencia y objetividad" por parte del Gobierno gallego a la hora de repartir los fondos entre los ayuntamientos lucenses, materializada en el reparto "por la puerta de atrás" de 13 millones de euros para municipios "gobernados por el PP".

   Por todo ello, y tras puntualizar que estas comparecencias son "voluntarias", Darío Campos ha dejado claro que no acudirá para, con este gesto, poner de manifiesto la falta de implicación del Ejecutivo autonómico con su provincia.

"NO ES RECÍPROCA"

   "Llevamos dos años compareciendo, siempre buscando la transparencia y la colaboración institucional, y no es recíproca", se ha quejado el socialista, y ha reclamado mayor atención a una provincia "envejecida, con un grave problema demográfico y con una gran dispersión geográfica".

   En este sentido, tras requerir que la Xunta "se implique en proyectos que impulsen infraestructuras y bienestar en la provincia", ha criticado la "nula" colaboración que ha prestado para la apertura de residencias de mayores con dificultades de permisos.

   Y, después de lamentar su "falta de respuesta" a la equiparación salarial que pretende la Diputación de Lugo con los bomberos de los parques comarcales, ha echado en falta un nivel de atención similar a la que recibe la institución provincial ourensana.

   A modo de ejemplo, ha señalado que la financiación que el Gobierno gallego aporta a los bomberos de Ourense "es mayor" que la que recibe Lugo, algo que se repite en lo relativo a los fondos que se destinan al servicio de ayuda en el hogar.

   De igual forma, Darío Campos ha reprobado que la Xunta firmó un convenio con la Diputación de Ourense para poner en marcha infraestructuras deportivas por un millón de euros, si bien con la provincia lucense "no hace nada"

"INFRAESTRUCTURAS Y BIENESTAR"

   Dicho esto, el socialista ha avanzado que las cuentas provinciales para 2018 "van a seguir la línea de todos estos años" y, así, se centrarán en "el impulso de las infraestructuras y en el bienestar".

   De todo ello tendrá "total información" tanto la Xunta como el Gobierno, ha concluido, pues los presupuestos "son públicos" y "se enviarán" a ambas administraciones.

SIN PRECEDENTES EN UNA DÉCADA

   Que los presidentes provinciales detallen sus cuentas en la Cámara gallega no es una actuación obligatoria por ley, si bien se ha llevado a cabo de forma ininterrumpida desde hace más de una década.

   De hecho, hay que remontarse a los inicios del Gobierno bipartito para encontrar un precedente: en 2005, los presidentes populares de Lugo, Ourense y Pontevedra se opusieron a comparecer en la sede del Legislativo autonómico.

FORMOSO Y BALTAR ACUDEN

   Por su parte, fuentes del entorno del presidente de la Diputación de A Coruña han confirmado a Europa Press que sí acudirá a la Cámara, al igual que ha hecho los ejercicios anteriores.

   En paralelo, Manuel Baltar ha utilizado las redes sociales para erigir al suyo en "gobierno cooperador" y señalar que comparecerá para "hablar de los primeros presupuestos de 2018 aprobados en España".