El Gobierno central concederá ayudas para obras en viviendas y recuperar infraestructuras dañadas por las inundaciones

 

El Gobierno central concederá ayudas para obras en viviendas y recuperar infraestructuras dañadas por las inundaciones

Actualizado 17/06/2010 21:39:51 CET

LUGO, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino (MARM), Elena Espinosa, avanzó hoy que el Gobierno central concederá ayudas para efectuar obras en viviendas y recuperar infraestructuras dañadas por las inundaciones registradas desde la semana pasada en la Cornisa Cantábrica.

En declaraciones a los medios de comunicación tras efectuar una visita a las zonas afectadas por las intensas lluvias en Foz, Cervo y Burela (Lugo), la titular de la Administración ambiental aseguró que es "imposible" realizar todavía una evaluación de los daños en Asturias, Cantabria o País Vasco.

Por ello, justificó que la línea de ayudas que aprobará el Consejo de Ministros no contará con una dotación presupuestaria, sino que detallará los casos que pueden acogerse a ellas. Serán las delegaciones del Gobierno en las cuatro comunidades afectadas las que transmitan a los correspondientes ministerios las actuaciones a acometer.

Espinosa precisó que el real decreto estará integrado por dos líneas específicas, una orientada a sufragar el coste de enseres personales, mientras que la segunda se dedicará a la recuperación de infraestructuras y obras en viviendas.

ACTUACIONES EN LAS PLAYAS

La ministra destacó que el Ejecutivo central acometerá las obras en playas que registraron daños a raíz de las inundaciones en dos fases, una primera en la actualidad y otra después del verano. En un primer momento, señaló, tratarán de salvarse "los mayores problemas" para que se pueda disfrutar de las playas y, posteriormente, se volverá a intervenir.

Espinosa pidió "comprensión" a todos los ciudadanos que acudan a las playas afectadas, a los que recordó que las inundaciones y fuertes lluvias se han producido en junio y que algunas de las obras son "de gran envergadura".

No obstante, comprometió el "máximo esfuerzo" de su departamento para que las playas "estén en absoluta normalidad", aunque advirtió de que habrá "alguna dificultad" que no se podrá "salvar" hasta que concluya la época estival.

La titular del MARM expresó su solidaridad y agradecimiento a los ciudadanos que residen en A Mariña lucense y en el resto de la Cornisa Cantábrica porque consideró que son los que sufren más los temporales "los que viven cerca del territorio".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies