Méndez dejará desde diciembre de representar a Novagalicia en participadas y renuncia a ser indemnizado por ello

Actualizado 14/11/2011 16:45:24 CET

Castellano confía en anunciar "pronto" un acuerdo con otros tres exdirectivos para que renuncien a parte de las indemnizaciones

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El exdirector de Caixa Galicia y actual presidente de la Fundación Novacaixagalicia-Claudio San Martín, José Luis Méndez, dejará desde el próximo mes de diciembre de representar a Novagalicia Banco en empresas participadas, tal y como ha confirmado el presidente del banco, José María Castellano, quien ha informado de que el exdirectivo ha renunciado a cobrar cualquier indemnización que pudiese derivar de su salida de los consejos de administración.

José Luis Méndez había puesto, el pasado 17 de octubre, sus cargos en sociedades participadas a disposición del presidente de Novagalicia Banco. En un encuentro este lunes con medios de comunicación, Castellano ha confirmado que, quien fue director de Caixa Galicia durante 29 años, dejará sus cargos en empresas participadas antes de final de año y que "ya no cuenta con emolumentos, compensaciones o retribuciones" por su salida de los consejos de administración.

Actualmente, José Luis Méndez ostentaba cargos en Sacyr, en Tecnocom y en Reganosa, tras haber abandonado en meses pasados la presidencia de Ahorro Corporación y su cargo en la aseguradora Caser. Méndez tenía un contrato en virtud del cual, tras abandonar la caja, podía estar cinco años en consejos de administración y, en el caso de salir de esos órganos, tendría derecho a una indemnización equivalente a tres años de las dietas.

Según ha expuesto Castellano, el acuerdo con Méndez para que renuncie a las indemnizaciones por dejar sus puestos en participadas del banco gallego supone el segundo con un exalto directivo de la caja, tras la polémica generada por las indemnizaciones millonarias. Así, en primer lugar el exdirector general adjunto de Novacaixagalicia, Javier García de Paredes, renunció a "la mayor parte" de la indemnización que le correspondía por su contrato de alta dirección.

OTRAS DEVOLUCIONES

Castellano también ha informado de que prosiguen las negociaciones para que otros tres exdirectivos devuelvan al menos parte de las primas percibidas --con el exdirector general, José Luis Pego; el exdirector general de la oficina de integración, Óscar Rodríguez Estrada; y el exresponsable del grupo inmobiliario, Gregorio Gorriarán--. En este sentido, ha indicado que espera poder anunciar "pronto" un acuerdo al respecto.

El presidente de Novagalicia ha reconocido que las indemnizaciones millonarias que cobraron exdirectivos son legales, pero ha puesto en duda que sean acordes a la ética y ha alertado de que dañan la imagen del proyecto financiero. Los informes jurídicos de que dispone, ha dicho, indican que los acuerdos "se han ajustado a derecho", por lo que ha descartado proceder por la vía legal. "Parece que no tiene ningún sentido" esta alternativa, ha planteado.

Además, ha considerado que la devolución de "una cantidad sustancial" de las primas percibidas permitirá "reconstruir" la reputación, tanto la de los propios exdirectivos, que se han encontrado con que la polémica ha afectado a familiares y amigos, como la de la propia entidad.

Sin embargo, según ha indicado el consejero delegado de Novagalicia, César González-Bueno, ha destacado que las críticas recibidas al conocerse la cuantía de las indemnizaciones no han provocado una fuga de clientes. "Es increíble el arraigo", ha enfatizado.

Acerca de los actuales directivos, ha avanzado que en la memoria anual que apruebe el banco a final del ejercicio económico se harán públicas las retribuciones "de toda índole" y de todos los miembros del comité de dirección del banco, de forma que figurarán todos los consejos en los que participa cada persona para conocer el detalle de los emolumentos totales que percibe cada uno.

"Ya anticipo ahora que no tienen nada que ver ni se parecen, yo creo que para bien, a lo que había anteriormente", ha afirmado y ha explicado que las retribuciones de la nueva cúpula no tienen "escudos, protecciones o retribuciones especiales". "No tenemos nada que ocultar", ha dicho.

INDEMNIZACIÓN DE MÉNDEZ

El caso de José Luis Méndez también había generado polémica por la liquidación que recibió el directivo de Caixa Galicia durante 29 años, que diversos medios situaron en la horquilla entre 12 y 16,5 millones de euros. Frente a ello, Méndez había defendido que en el momento de su jubilación renunció "de manera voluntaria a las indemnizaciones inherentes a su contrato de alta dirección".

José Luis Méndez, que se jubiló en septiembre de 2010, había indicado al consejo de administración del nuevo banco que su proceso de salida de la caja --entonces aún Caixa Galicia-- "se ajustó a la normativa legal correspondiente" y a las reglas de buen gobierno corporativo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies