El nuevo centro logístico de Froiz en Barro-Meis estará listo en menos de tres años

Rueda de prensa sobre el nuevo centro logístico de Froiz en Barro-Meis.
Diputación de Pontevedra
Actualizado 11/01/2017 15:54:35 CET

   Carmela Silva afirma que en los próximos días se firmará la venta de otra parcela para la construcción de una estación de servicio Low Cost

   PONTEVEDRA, 11 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El nuevo centro logístico de Froiz en Barro-Meis estará listo en menos de tres años y empleará a unas 500 personas, según ha explicado este miércoles el director gerente y propietario de Distribuciones Froiz, Magín Froiz.

   Al respecto, ha avanzado que el nuevo centro logístico de su cadena de supermercados estará construido en el polígono de Barro-Meis en menos de tres años y allí trabajarán entre 500 y 600 personas cuando el proyecto esté concluido.

   Froiz adelantó sus planes empresariales para los 72.675 metros cuadrados adquiridos en Barro-Meis en una rueda de prensa acompañado de la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva; el diputado David Regades y el alcalde de Barro, Xosé Manuel Fernández Abraldes.

   El empresario ya tiene sobre la mesa de su despacho los primeros pasos para construir una gran nave de distribución y el centro logístico en el polígono industrial de Barro-Meis. Durante su comparecencia Magín Froiz mostró su interés por adquirir otra parcela más de unos 9.000 metros cuadrados para completar el diseño, que incluye, entre otros servicios, un tren de lavado de camiones, naves adyacentes de reciclaje de cartón y plástico, así como una guardería y un comedor para sus trabajadores.

   El más de medio millar de empleados que necesita el Grupo Froiz para Barro Meis procederá de nuevas contrataciones, pero también de la reubicación del personal de otros centros de trabajo. Así, el actual centro logístico del grupo en Lourido será un Cash and Carry, eliminando el servicio que ahora se presta en A Barca. También se mantendrá la nave de Moldes en O Marco, especializada en franquicias.

"BUEN HACER"

   Carmela Silva elogió la labor empresarial del Grupo Distribuciones Froiz, con más de 5.000 trabajadores, y puso a su propietario como ejemplo de "buen hacer" por su "responsabilidad social corporativa" como "persona comprometida con el tiempo, el espacio y la sociedad en la que vive".

   Además, citó el "carácter ecológico" con el que se ha diseñado el nuevo centro logístico reciclando sus materiales, lavando la flota con aguas pluviales e instalando placas solares.

   Por su parte, el alcalde de Barro, el nacionalista Xosé Manuel Fernández Abraldes, se ha acordado también del anterior gobierno municipal, el que hizo posible la construcción de este espacio industrial y agradeció el trabajo de los técnicos del Ayuntamiento, que se volcaron con el proyecto con el fin de acelerar lo máximo posible los trámites, el más reciente, la cesión a Froiz del uso de los viales perimetrales del solar adquirido.

   Abraldes vaticinó que el Grupo Froiz será un motor dinamizador del polígono y desveló que hasta siete empresas ya se han puesto en contacto para iniciar los trámites de cara a un posible traslado a los terrenos colindantes al de Froiz. También Carmela Silva apuntó que en los próximos días se firmará la venta de otra parcela para la construcción de una estación de servicio Low Cost.

INCENTIVAR LA VENTA DE PARCELAS

   La Diputación de Pontevedra va a incentivar la venta de parcelas en el polígono de Barro a través de una mayor visibilidad e información sobre los terrenos que aún están disponibles para la instalación de empresas, además de realizar un adecentamiento general de los solares con la eliminación de la maleza, según ha anunciado Carmela Silva.

   La presidenta provincial ha recordado que, en este momento, están vendidas un total de 26 parcelas que suman casi que 98.000 metros cuadrados. Desde el pasado 4 de enero se pusieron a la venta o cesión de derechos las 48 parcelas restantes que suman 157.263 metros cuadrados.

   Por otra parte, la presidenta de la Diputación provincial también ha subrayado que las infraestructuras de servicios están en su fase final de construcción y que se espera que estén disponibles a finales del verano. Se trata de la depuradora de aguas residuales tiene un presupuesto de 850.000 euros y la subestación eléctrica para el abastecimiento del polígono, con un coste de 2,4 millones de euros.