La patronal gallega pide "gobiernos estables"

Vigo Alvariño Feijoo
Foto: EUROPA PRESS/REMITIDO
Actualizado 03/06/2015 15:17:41 CET

Critica la "sonrisa cínica" de quien "se mete con el himno" por la "imagen distorsionada de fragmentación"

   VIGO, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El presidente de la Confederación de Empresarios de Galicia (CEG), José Manuel Fernández Alvariño, ha vuelto a reclamar este miércoles "gobiernos estables" para favorecer las inversiones en España, y ha alertado sobre los líderes "que dicen que van a asaltar el cielo".

   Durante su intervención en un desayuno coloquio organizado por Nueva Economía Forum en Vigo, el presidente de la CEG ha admitido estar "preocupado" por la "fragmentación" política, resultado de las últimas elecciones municipales y autonómicas, y ha insistido en pedir "estabilidad jurídica y política".

   Sobre las Mareas y otros partidos de reciente aparición en el escenario público, Fernández Alvariño ha advertido de que "el papel lo aguanta todo", pero que "la cruda realidad es gobernar". "Miren si no al partido griego (Syriza), cómo empezó, y sigue bajando sus líneas rojas", ha apostillado, y ha añadido que "el cielo se asalta creando empleo".

   En esa línea, el presidente de la patronal gallega también ha mostrado su preocupación por la "sonrisa cínica" de quien "se mete con el himno", en alusión a lo ocurrido en la final de la Copa del Rey disputada en Barcelona, con la pitada al himno nacional y la actitud de Artur Mas. "Se está jugando con la economía, con la imagen. ¿Quién va a venir a invertir a España y a Galicia si damos una imagen distorsionada de fragmentación?", ha preguntado.

CONSOLIDACIÓN ECONÓMICA

   En el ámbito económico, el presidente de la CEG ha elogiado las políticas del gobierno central y de la Xunta, y ha apuntado que las previsiones se crecimiento "se van modificando continuamente al alza" y que "el resultado del primer trimestre es esperanzador para Galicia".

   Alvariño, quien ha calificado al presidente gallego Núñez Feijóo como "un magnífico gestor con un magnífico equipo", ha puesto en el punto de mira como principales objetivos el aumento de la capacidad adquisitiva de los trabajadores, el fortalecimiento de los convenios colectivos y "priorizar la creación de empleo, sin ponerle apellidos". "No critiquemos si es temporal o estacional, es empleo y punto. Ya más adelante buscaremos que sea empleo estable", ha afirmado.

   Fernández Alvariño también ha defendido la reforma laboral del gobierno de Rajoy que, en su opinión, ha servido  para "salvar empresas", gracias a la "flexibilidad interna".  Además, sin nombrarla, ha criticado a la CIG por su actitud de "siempre decir no a todo", y ha advertido de que Galicia necesita "sindicatos modernos, que pujen en la misma dirección".

   El presidente de la CEG también ha repasado las que, a su juicio, son las "claves" para consolidar el crecimiento. Así, se ha referido a la necesaria "coordinación" entre los tres aeropuertos y los cinco puertos de interés general del Estado; el AVE directo Vigo-Madrid; la reindustrialización de Galicia; la modernización de las empresas; un programa de conciliación laboral para luchar contra la baja natalidad; o una política fiscal que contribuya al crecimiento.

"ESPERANZA Y SOLUCIÓN"

   El líder de la patronal gallega ha sido presentado en el acto por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, quien ha hablado de la importancia de que los inversores y empresarios recuperen la confianza en Galicia. Así, ha apuntado que los últimos datos del paro (con una bajada de casi 7.800 personas en mayo) hacen pensar que los emprendedores han recuperado esa confianza y vuelven a crear puestos de trabajo.

   En esa línea, el presidente del gallego ha indicado que esos emprendedores serán los artífices de una "nueva Galicia" que se atreve a invertir, arriesgar y acertar. "Cada iniciativa que culmina es un mensaje de que somos un pueblo ganador", ha subrayado.

   Finalmente, poniendo como ejemplo al propio Fernández Alvariño, el titular del Ejecutivo gallego ha advertido de la necesidad de saber combinar "idealismo y realismo". Según ha señalado, las políticas económicas deben "proporcionar, al mismo tiempo, esperanza y solución".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies