Piden año y medio de cárcel para los dos presuntos agresores del conductor de un microbús en la huelga del Metal de 2007

Actualizado 10/06/2009 16:32:14 CET

VIGO, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía de Vigo pidió hoy un año y medio de cárcel para los dos jóvenes imputados como supuestos autores de la agresión al conductor de un microbús, ocurrida durante la huelga del Metal en 2007, además de multas por valor de más de 19.000 euros para cada uno.

Así se manifestó el Ministerio Público durante el juicio celebrado hoy en la sala de lo Penal número 1 de Vigo, en el que declaró el conductor víctima de la agresión y cuatro agentes de la Policía Nacional, todos ellos en calidad de testigos.

Los dos trabajadores acusados, ambos afiliados a la CIG, se declararon inocentes y, de hecho, el conductor del microbús --que renunció a denunciar-- afirmó no recordar lo ocurrido. Los trabajadores se enfrentan a una petición de pena de año y medio de cárcel y una multa conjunta de 5.000 euros por daños al vehículo, otra multa de 2.000 euros por vandalismo, y otra sanción de 40 euros diarios durante 365 días --un total de 19.100 euros cada uno--.

El incidente ocurrió el 9 de mayo de 2007 cuando cientos de manifestantes del Metal se concentraban en la entrada principal de El Corte Inglés, en la calle Gran Vía de Vigo. El conductor del microbús quedó atrapado entre los huelguistas e intentó reanudar la marcha, momento en el que un grupo de manifestantes se abalanzó sobre el vehículo y, algunos de ellos, le golpearon en la cara e intentaron arrastrarlo de su asiento.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies