Piden tres años de prisión para un constructor por apropiación indebida de 102 millones

 

Piden tres años de prisión para un constructor por apropiación indebida de 102 millones

Publicado 21/03/2017 14:21:45CET

   Se los reclama la empresa Hierros Añón, que también acusa a dos directivos de Banco Pastor en 2007

   A CORUÑA, 21 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El Ministerio Público solicita tres años de prisión para un constructor por la supuesta apropiación indebida de 102 millones de euros, pertenecientes a la empresa Hierros Añón. En el juicio, que se ha retomado este martes tras su aplazamiento en enero, se acusa también a dos directivos de Banco Pastor en 2007.

   A los tres, la Fiscalía los considera coautores de un delito de apropiación indebida por unos hechos que se remontan al año 2007. Junto al constructor y promotor inmobiliario, Manuel G.L., están también acusados el que era director de la oficina del Banco Pastor, en el Cantón, y el que era director regional de la entidad para el norte.

   La Fiscalía sostiene que los entonces empleados de la entidad aconsejaron a los dueños de Hierros Añón entrar en el mercado inmobiliario y, hacerlo, a través del constructor imputado que tenía varias empresas, entre ellas una inmobiliaria y Conservera Celta. Sin embargo, señala que no se le comunicó a la víctima que este promotor y constructor atravesaba "una delicada situación económica".

   Finalmente, sostiene que Hierros Añón realizó una inversión inicial de 63 millones de euros para la compra de unos terrenos en Madrid, a través de un préstamo participativo, a lo que sumó, con posterioridad, otra aportación de 39 millones de euros, según recoge en su calificación fiscal.

COOPERACIÓN DE OTROS ACUSADOS

   Sin embargo, sostiene que el acusado "contando con la cooperación" de los otros dos acusados "en lugar de destinar la cantidad percibida a la adquisición de terrenos, acordó con el Banco Pastor la apertura de una nueva línea de crédito".

   También indica que solo destinó 32 millones a la compra de los terrenos y que, por no abonar en su totalidad el dinero correspondiente, acabaron revirtiendo en los antiguos propietarios.

   Como responsable civil, el Ministerio Público reclama que el constructor indemnice a Hierros Añón con 102 millones de euros, mientras que los otros dos acusados, M.J.L.L. y P.P.L., con responsabilidad civil subsidiaria del Banco Pastor, responderán de la cantidad inicial de 63 millones.

NIEGA ESTAFA

   En el juicio, el empresario ha negado ser autor de una apropiación indebida o una estafa, como pide alternativamente la acusación particular. También ha dicho que conoció en las oficinas del Banco Pastor al empresario de Hierros Añón, pero que no le pidió "nada" ni los directivos intermediaron.

   También expuso que acordaron ir "al 50% en los terrenos" que pretendían adquirir en municipios de Madrid. "El préstamo participativo fue cosa de ellos", ha señalado sobre Hierros Añón y rechazando que desde la entidad hubiesen aconsejado la fórmula de participación en el negocio.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies