Una prospección arqueológica en Padrón tratará de localizar la roca donde según la tradición se depositó al Apóstol

Contador
Publicado 15/02/2018 14:32:56CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

Una prospección arqueológica tratará de localizar en Padrón (A Coruña) la roca donde, según la tradición cristiana, se depositó el cuerpo del Apóstol Santiago a su llegada a Galicia, según ha informado este jueves el consistorio padronés.

La iniciativa parte de la Asociación Cultural Villa Petroni, cuenta con el apoyo financiero de la empresa Vermutería de Galicia y se desarrollará en el paraje de 'A Barca', en el barrio de A Trabanca.

"La tradición popular recoge, al menos desde el siglo XV, la existencia de esta piedra. Este proyecto se avala en sí mismo, ya que todas las fuentes escritas están redactadas por testigos de excepción con un crédito incuestionable", asegura el presidente de la asociación promotora, Ángel Rey.

De este modo, el objetivo del proyecto consistirá analizar el subsuelo en el "antiguo meandro" del Río Sar, que pasaba por la citada zona de A Barca para tratar de dar con esta roca a través de técnicas geofísicas con sistema georradar en 3D.

En el caso de que se localice esta roca, se procederá a excavar el punto y recuperar la piedra. La actuación ha recibido este jueves luz verde del ayuntamiento, que aclara que el proyecto cuenta con la perceptiva autorización de Patrimonio.

Según ha destacado el regidor de Padrón, Antonio Fernández Angueira, el hallazgo podría "marcar un antes y un después" en la historia de la localidad, considerada la "cuna del Jacobeo".

FUENTES DOCUMENTALES

Como recuerda el consistorio en su comunicado, la existencia de la roca "aparece atestiguada en diferentes referencias bibliográficas" como los escritos de un cronista del rey Felipe II llamado Ambrosio de Morales, así como otros viajares y peregrinos.

Según apuntan esos escritos, la piedra donde se depositó al Apóstol Santiago tras su llegada a Galicia está localizada en el meandro del Río Sar, una zona que fue rellenada con áridos en la década de los 60.

Así, esta roca contendría una "impronta de configuración antropomorfa" causada por la erosión y que la tradición popular identificó como "aquella en la que se depositó el cuerpo del Apóstol Santiago".