Santander se convierte en 2º banco de Galicia con una cuota del 28,9% tras comprar Popular

Cuota de mercado de Santander tras comprar Popular
CAPTURA
Actualizado 07/06/2017 21:01:29 CET

   Con duplicidad en un centenar de ayuntamientos, los sindicatos dan por hecho la salida de empleados pero defenderán los puestos de trabajo

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El Banco Santander incrementará su cuota de mercado en sucursales en Galicia tras la compra de Popular hasta el 28,9%, según ha comunicado da la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), de forma que se acerca a Abanca como segunda entidad con mayor preso en la comunidad gallega.

   Los en torno a 900 trabajadores de Santander en Galicia se suman así a los 1.464 que, según el banco, tenía Popular a cierre de 2016 en la comunidad. Según datos de los sindicatos, la plantilla estaba compuesta por 1.442 personas a 31 de marzo: 1.023 en Pastor y 419 en Popular. En conjunto, serán más de 2.300 empleados.

   La integración entre Pastor y Popular supuso un ajuste para los empleados de la filial gallega de la entidad madrileña que se vio sucedido por el expediente de regulación de empleo (ERE) de diciembre del pasado año, con el que salieron más de 300 personas, en torno a un 18% de la plantilla, según fuentes sindicales.

   En cuanto a los 683.00 clientes de Popular en la comunidad gallega, pasan en estos momentos a ser de Banco Santander. Al respecto, el ministro de Economía, Luis de Guindos, ha asegurado que los depósitos están "más garantizados que antes".

   Eso sí, los accionistas de Banco Popular, así como los titulares de bonos contingentes convertibles y de deuda subordinada, "han perdido totalmente su inversión", según ha confirmado la CNMV también este miércoles.

RED DE OFICINAS

   La red de oficinas de Popular-Pastor en la comunidad autónoma estaba compuesta (a cierre del pasado año) por 233 oficinas. Ahora habrá que añadir unas 170 de Santander, lo que, como resultado, arroja unas 400.

   Abanca, primera entidad en Galicia, dispone de unas 560. Santander, en sus datos remitidos a la CNMV, trabaja con números de 2011 --desde entonces hubo cierre de oficinas--. Asimismo, su cuota de depósitos es superior al 41% y la de crédito de más del 30% en el mercado gallego.

   "A falta de que el banco haga sus análisis, auguro pocas alegrías", ha aseverado, en declaraciones a Europa Press, el miembro del comité de empresa de Banco Pastor por UGT Javier Castro, quien ha mostrado su "disgusto" por cómo se han desarrollado las cosas y, fundamentalmente, "las formas" con las que se ha tratado a los trabajadores.

   Este sindicalista ha advertido que si en torno a un centenar de ayuntamientos gallegos presentan duplicidad, los procesos llevados a cabo hasta ahora tanto en Santander como en Popular conducen a pensar en la "confluencia en una sola oficina".

   "Y si en una oficina había cinco empleados y en la otra otros cinco, por poner un ejemplo, la integración en una sola nunca significó 10 trabajadores: pudieron ser seis, siete u ocho", ha lamentado.

   Por provincias, según fuentes sindicales, A Coruña cuenta con unas 80 oficinas de Popular, mientras que Santander tiene 60; en Lugo, son unas 30 de la primera por unas 20 de la segunda; en Ourense, sobre 25 y 18; y por último en Pontevedra, unas 60 frente a otras 42.

POSTURA DE LOS SINDICATOS

   Ante el nuevo escenario, Javier Castro, en representación de UGT, ha avisado a los compradores de que los sindicatos estarán "enfrente, defendiendo los puestos de trabajo". "Nos tendrán que plantear su hoja de ruta y estoy seguro de que habrá salidas, pero solo podremos hablar de prejubilaciones", ha afirmado, en rechazo a cualquier otra posibilidad (despidos, reducciones de jornada, etcétera).

   Por parte de CC.OO., la secretaria xeral de la federación de servicios, Lucía Trenor, ha asegurado que no ve necesarios "nuevos ajustes laborales" con la integración. A través de un comunicado, ha defendido un personal "muy preparado que sabe y entiende el negocio bancario".

   La CIG, mientras, ha pedido que se investigue la actuación y el papel de los supervisores (Banco de España y CNMV) y del Ministerio de Economía en esta "crisis". "El rescate bancario español fue excesivamente caro e ineficiente. La caída de la sexta entidad del Estado, la segunda en Galicia, demuestra que los problemas persisten y no están resueltos", ha alertado en otra nota de prensa.

FIN DE UN HISTÓRICO

   Fundado en 1776, Pedro Barrié de la Maza se hizo con el control del Pastor en 1939. La operación que se ha sustanciado esta jornada pone fin así a un histórico con gran reputación en la comunidad gallega, siempre vinculado a la labor social de su reconocida fundación, ahora en el aire.

   El proceso de reestructuración del sistema financiero iniciado con la crisis económica da así un paso más, ante el que sucumben Popular y, en consecuencia, Pastor, absorbido por el primero en 2012.

   Otras entidades como las antiguas cajas de ahorro gallegas (Caixa Galicia y Caixanova) atravesaron un proceso que consistió en su fusión (Novacaixagalicia), bancarización (Novagalicia Banco) y posterior privatización y venta a un grupo venezolano (hoy Abanca, que conserva su sede social en Galicia).

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies