Sindicatos acogen el dato con "cautela" por considerarlo "propio" del verano y reclaman más diálogo social

 

Sindicatos acogen el dato con "cautela" por considerarlo "propio" del verano y reclaman más diálogo social

Actualizado 02/07/2009 17:03:55 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los sindicatos acogieron hoy con "cautela" la reducción del paro registrada en junio en Galicia, pues la relacionaron con el comportamiento "propio de la época estival" y reclamaron a la Xunta que fomente el diálogo social.

Así, UGT destacó que junio es en la Comunidad gallega el tercer mes en el que desciende el número de desempleados --se registraron 7.278 parados menos, cifra un 3,51 por ciento inferior a la de mayo--, mientras que en todo el Estado "sólo llevan dos meses de bajada". "Es el reflejo de que los acuerdos firmados en el marco del proceso de diálogo social abierto en Galicia con el anterior Ejecutivo están dando sus frutos", defendió el sindicato.

El sindicato reclamó un "ejercicio de responsabilidad" por parte de todos los agentes implicados para "retomar la senda del diálogo social" y llegar a nuevos acuerdos, pues pese a que "aparecen signos de mejora", hay indicadores que "permanecen estancados o en recesión". En esta línea, pidió a la Xunta que "se comience a trabajar de forma inmediata" en el plan de choque anunciado por el presidente, Alberto Núñez Feijóo.

Por su parte, CC.OO. tomó los datos con "cautela" y atribuyó el descenso en el número de desempleados al "inicio de la temporada turística del verano" y al "impacto del plan E". "Debemos, no obstante, esperar a que transcurra más tiempo para comprobar se, efectivamente, se consolida un cambio de tendencia en el empleo", consideró la secretaria de Emprego, Economía Social e Autoemprego, Maica Bouza.

Asimismo, pidió cumplir el acuerdo por el empleo y el plan de competitividad pactados en la pasada legislatura y destacó la "necesidad" de un "pacto por la economía, la industria y la protección social".

El responsable del área de empleo de la CIG, Manuel Currás Meira, consideró que las cifras del mes pasado son "positivas porque es un descenso", pero "negativas" porque la reducción fue menos que en el mes pasado, cuando "en esta época tenía que haber descendido más", lo cual significa que "la crisis está haciendo efecto".

Insistió en la interpretación de que la reducción es "propia de la época de verano". Así, criticó que la Xunta "está tardando mucho" en tomar medidas y acusó al Gobierno gallego de "no dar señales de vida".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies