El viento alcanza 136 km/h en Viveiro (Lugo) y las lluvias acumulan 34 l/m2 en Pedrafita

Imagen de Archivo. Fuertes rachas de viento.
EUROPA PRESS
Actualizado 03/04/2018 17:42:46 CET

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

   El temporal de fuerte viento ha dejado en Galicia rachas máximas de 136 kilómetros por hora en la localidad del litoral lucense de Viveiro y precipitaciones acumuladas de 34 litros por metro cuadrado en Pedrafita de Cebreiro (Lugo).

   Según los datos publicados por Meteogalicia hasta las 17,30 horas de este martes, el viento ha alcanzado en la tarde de esta jornada en localidades con altitud menor de 900 metros, como Viveiro, los 128,9 kilómetros por hora en Cedeira (A Coruña), los 127,3 km/h en Cuntis (Pontevedra), los 124,2 km/h en Vimianzo (A Coruña) y los 115,9 km/h en Lousame --en la provincia coruñesa--.

   Mientras, en zonas altas como Carballeda de Valdeorras (Ourense), el viento ha alcanzado los 125 kilómetros por hora; los 105,2 km/h en A Veiga --en la misma provincia-- y los 100,8 en Cervantes (Lugo).

   En concreto, la Dirección General de Protección Civil y Emergencias del Ministerio del Interior, de acuerdo con las predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), ha alertado de fuertes vientos en el noroeste peninsular y de temporal marítimo en Galicia, previsto para este martes.

PRECIPITACIONES

   En cuanto a las precipitaciones, se han acumulado cantidades significativas en zonas altas como los 34,2 litros por metro cuadrado en Pedrafita do Cebreiro (Lugo), los 26,7 en Vilariño de Conso (Ourense),, 20,4 en Muiños (Ourense) y 13 l/m2 en Rodeiro (Pontevedra).

   Por su parte, en localidades con altitud menor de 900 metros las lluvias han dejado hasta las 17,30 horas de este martes unos 34 litros por metro cuadrado en Entrimo (Ourense), 33,5 en Santa Comba (A Coruña), 27,5 l/m2 en Santiago de Compostela, 24,2 en Arnoia (Ourense) y 22,6 en Lousame (A Coruña).

   Mientras en el mar, hasta las 17,30 horas de este martes se han registrado olas de más de 4,6 metros de altura en la boya de Vilano-Sisargas en el litoral coruñés.

   La Dirección General de Protección Civil y Emergencias advirtió de que se esperan olas de hasta siete metros de altura en las costas gallegas, donde está activado aviso amarillo, que pasará a naranja por la noche y se extenderá hasta la noche del miércoles.