Villares logra la portavocía de En Marea en una coordinadora que los críticos rechazan por "excluir" sensibilidades

 

Villares logra la portavocía de En Marea en una coordinadora que los críticos rechazan por "excluir" sensibilidades

Contador
  Luís Villares
EUROPA PRESS
Actualizado 02/04/2017 23:11:29 CET

Los críticos consideran que este Consello no ha sido "legítimo" y trabajarán por "recuperar las señas de identidad de En Marea"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 2 (EUROPA PRESS)

Luís Villares se ha hecho con la portavocía de En Marea dentro de una coordinadora conformada por 11 personas --siete mujeres y cuatro hombres-- que determinados miembros del Consello das Mareas rechazan porque, a su juicio, "excluye" del órgano de dirección del partido instrumental a Anova, la Marea Atlántica, Podemos, Esquerda Unida y otras mareas municipalistas, como Ourense en Común y Nós Pobra.

En concreto, Luís Villares ha recibido el apoyo de 18 miembros del Consello das Mareas, mientras que un total de 12 personas --los críticos con la nueva dirección-- han decidido no votar porque entienden que en la reunión de este domingo se ha emprendido un camino para la construcción de una organización "diferente", mantienen, a la diseñada en los acuerdos de Vigo y Compostela.

Asimismo, en la votación de la portavocía de En Marea, que ha recaído únicamente en Luís Villares, se han producido tres ausencias y dos abstenciones, concretamente la del propio magistrado y la del histórico dirigente nacionalista Xosé Manuel Beiras. Y es que ambos, ha relatado Villares a los medios, ya dejaron patente su posicionamiento en varias ocasiones.

A pesar de que el nuevo portavoz orgánico de En Marea admite que el hecho de que 12 miembros del Consello das Mareas decidieran no votar significa que existe "un desacuerdo", ve positivo que no se emitieran votos en contra. En este sentido, ha querido dejar claro que el clima que ha presidido la reunión de este domingo y las etapas previas a ella ha sido bueno.

COORDINADORA

De la candidatura Máis Alá!, acompañan a Luís Villares en la coordinadora Gonzalo Rodríguez, Elena Cores, Ana María Seijas, Sara Torreiro y Victoria Esteban. Por su parte, de la lista Somos Quen --que encabezó el diputado de En Marea y exalcalde de Manzaneda, Davide Rodríguez-- integran el órgano de dirección Iria Morgade, María Esther Duro y Alfonso Diz.

Por último, de la candidatura Queremos Participar, vinculada a Cerna y encabezada por la exparlamentaria de AGE Consuelo Martínez, forman parte de la coordinadora la propia Martínez y Mario López Rico.

A pesar de que Villares considera que esta coordinadora refleja la "pluralidad" de En Marea, los 12 miembros críticos no están de acuerdo. De hecho, Rafael Dopico, integrante de Anova y voz de los críticos ante los medios de comunicación, considera que este domingo se ha construido un espacio que "no representa la esencia de la unidad popular". "Eso se hace pagando un alto precio, que significa la exclusión del órgano de dirección de En Marea de Anova, de la Marea Atlántica, de Podemos, de Esquerda Unida y de otras mareas municipalistas, como Ourense en Común o Nós Pobra", ha precisado.

En esta misma línea, ha aseverado que este domingo "se inicia un camino contraproducente para lo que representa el espíritu de la confluencia, los acuerdos de Vigo y la voluntad de popular": "La voluntad de los inscritos es algo que hay que respetar sobremanera, y hoy no se hizo", ha sentenciado.

VILLARES: "NO HUBO GANADORES NI PERDEDORES"

En cambio, Luís Villares ha hecho hincapié en que la recién elegida dirección de En Marea "deja atrás cualquier tipo de división o cualquier tipo de significación" para formar una única "comunidad mareante". Por ello, ha defendido que es momento de "dejar atrás quien ganó o quién perdió" porque, ha subrayado, "no hubo ganadores ni perdedores": "Hubo una gran ganadora: la organización. Y una gran, gran ganadora: la ciudadanía de Galicia".

Acto seguido, ha explicado a los medios que, en la reunión del Consello das Mareas, hubo dos propuestas diferentes. La primera fue la propuesta de documento político de la lista Máis Alá!, encabezada por él mismo; mientras que la segunda respondía a una propuesta de las otras dos candidaturas, las cuales defendían una única portavocía que debía liderar Luís Villares.

Finalmente, se decidió realizar una modificación sobre el documento base en relación a la portavocía para que ésta fuese única, cosa que rechazaban una gran parte de los integrantes de la candidatura Máis Alá!, es decir, los críticos tanto con la actual coordinadora como con la actual portavocía.

Villares, que se siente "honrado", ha asegurado que asume la portavocía de En Marea con "plena responsabilidad". Con todo, ha lamentado que no se haya llegado a producir una "gran propuesta integradora" a pesar de que se produjo un último intento. "Habría sido mejor que fuera una decisión unánime, sin tener que votar. Pero forma parte del proceso democrático", ha señalado.

"PROPORCIONALIDAD"

No obstante, ha hecho hincapié en que la actual coordinadora responde a la "proporcionalidad" de las tres listas que concurrieron al proceso interno de En Marea. "Cumplimos con creces el principio de paridad y de territorialidad", ha remarcado, para luego defender que, desde este momento, "se acabaron las listas y las pegatinas": "Sólo nos interesa la de En Marea".

De este modo, este domingo se han adoptado los siguientes acuerdos: la constitución de una comisión de garantías; la aprobación de un documento político, que marcará la estrategia de la organización; y la elección de la coordinadora y de la portavocía.

Por su parte, los críticos consideran que este Consello das Mareas no ha sido "legítimo" y, por lo tanto, "no tiene legitimidad para modificar cuestiones aprobadas por órganos superiores". Con todo, han asegurado que no querían "bloquear" ni el funcionamiento del Consello ni la toma de decisiones. "Entendemos que, a partir de ahora, toca trabajar por la recuperación de las señales de identidad básicas de En Marea", ha aseverado Dopico, quien considera que esto "no lo garantiza" la coordinadora elegida este domingo.

"MECANISMOS DEMOCRÁTICOS"

Preguntado por cómo llevarán a cabo esta recuperación, ha precisado que En Marea es una organización "dotada de mecanismos democráticos" con órganos que "van más allá del Consello". "Tiene que hacer plenarios cada seis meses como está aprobado en los documentos de Vigo, y todas las personas inscritas en En Marea tendrán ocasión de participar en ese plenario y en los órganos que se vayan convocando. A partir de ahí se darán los debates políticos necesarios para reconducir la situación", ha zanjado.

Preguntado sobre si llevarán esta cuestión a la Comisión de Garantías, ha subrayado que las cuestiones de contenido político "no se judicializan ni burocratizan". "Nosotros no esperamos una decisión de la Comisión de Garantías a un respecto u otro", ha indicado, para luego añadir que trasladarán lo ocurrido a los inscritos para que, en el próximo plenario, evalúen qué quieren refrendar: si "construir una organización con los elementos clave que se acordaron por consenso en Vigo" o "apostar por la revocación de esos acuerdos constituyentes", que es lo que "la mayoría" del Consello das Mareas, ha asegurado, aprobó este domingo.

Puede cambiar de noticia usando las flechas del teclado (← →)
La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies