La Xunta actuará sobre otros 32 entes para lograr una administración "más pequeña" que en 2003

Consello de la Xunta 11 de septiembre de 2014
XUNTA
Actualizado 05/07/2015 7:00:37 CET

El presidente señala que esta tercera fase conllevará un ahorro de 6,5 millones y la previsión es amortizar 60 puestos de trabajo

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 11 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, ha avanzado que Galicia será la primera comunidad en finalizar el análisis para "racionalizar" la administración autonómica y que emprenderá una tercera fase en la que actuará sobre otros 32 entes. Cuando se cierre, Galicia contará con 85 organismos frente a los 158 de 2009 y una estructura institucional "más pequeña" que en 2003, cuando había 127.

En la rueda de prensa posterior al Consello de la Xunta, Feijóo ha explicado que la auditoría realizada por el Ejecutivo en los entes que quedaban sin analizar determina la supresión de 13 entes y que se acometan mejoras "obligatorias" en los otros 19 restantes.

En esta tercera y última fase del plan de racionalización, el ahorro será de 6,5 millones, que se sumarán a los 51 millones de fases anteriores.

Con respecto a los entes que desaparecen, ha concretado que cuatro serán sometidos a procesos de extinción directa: Galioil S.A.; la Axencia para a Xestión Integrada, Calidade e Avaliación da Formación Profesional; la Fundación Galega de Formación para o Traballo; y la Fundación Illa San Simón.

FUSIONES, AGENCIAS Y MEJORAS

El Consello Galego da Competencia y el Instituto Galego de Consumo se fusionarán en uno; y se llevará a término la separación de la Xunta de tres fundaciones: la Axencia Enerxética Provincial de A Coruña; la Fundación Dieta Atlántica; y el Centro Tecnolóxico de Telecomunicacións de Galicia.

Las otras cuatro entidades serán sometidas a distintos procesos de reordenación: las fundaciones sanitarias Fegas y el Centro de Transfusión de Galicia se convertirán en dos agencias especializadas sin rango de dirección; Agader se convertirá en una verdadera agencia desde el punto de vista de su entidad jurídico-administrativa; y también el Instituto Enerxético de Galicia se convertirá en una nueva agencia autonómica.

En lo que respecta a las 19 entidades que seguirán funcionando, el presidente ha explicado que la hoja de ruta presentada para la tercera fase incluye 380 recomendaciones. Estas mejoras concretas se suman a las 420 ya aplicadas en las dos fases anteriores, con lo que se alcanza una cifra total de 800 mejoras.

PUESTOS DE TRABAJO A AMORTIZAR

Feijóo ha concluido que el objetivo es "seguir reduciendo los costes" y "evitar duplicidades" en la distribución de funciones, con "menos asistencias técnicas externas", entre otras cuestiones.

Sobre los puestos de trabajo a amortizar, ha remarcado que la previsión es de 60 en esta tercera fase. Ha puntualizado que cuando se trate de funcionarios o de laborales fijos irán a puestos vacantes de la Consellería en la que se integran.

MODIFICACIÓN EN MEDIO AMBIENTE

También en la línea de "racionalización", el presidente gallego ha anunciado la aprobación del decreto por el que se modifica la estructura orgánica de la Consellería de Medio Ambiente. Con la agrupación de distintos servicios de sus departamentos la Xunta prevé ahorrar 140.000 euros.

Entre las novedades, Feijóo ha destacado que la "más importante" es la creación de dos jefaturas de servicio en materia de parques naturales --Zona Norte (Fragas do Eume, Complejo Duar de Corrubedo y Lagunas de Carregal e Vixán, y Reserva Nacional de Caza dos Ancares) y Zona Sur (Monte Aloia, Baixa Limia-Serra do Xurés, Invernadeiro y Serra da Enciña da Lastra)--.

En la Dirección Xeral de Mobilidade y en la Secretaría Xeral de Calidade e Avaliación Ambiental también se realizarán cambios de denominación o reasignación de funciones en distintos departamentos.

COMPRA CENTRALIZADA EN SANIDAD

En el marco de la racionalización, el presidente también ha aludido a la contratación para los suministros de material de incontinencia urinaria con destino a centros asistenciales del Servizo Galego de Saúde y para las residencias sociosanitarias.

El presupuesto anual del contrato asciende a casi 4,7 millones de euros, y su vigencia será de 24 meses, con una posible prórroga de otros 24 meses. El ahorro previsto es superior a los 522.000 euros en dos años.

Dentro de los productos para tratar la incontinencia incluidos en este concurso están los pañales, para su uso por los pacientes ingresados en los centros hospitalarios.