La Xunta anuncia 2.100 puestos en servicios públicos en 2016

Valeriano Martínez
REMITIDO
Actualizado 23/11/2015 12:19:56 CET

Valeriano Martínez habla de "la mayor" OPE "de los últimos años" con 2.100 plazas, un millar de ellas ya adelantadas por Educación

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 23 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El conselleiro de Facenda, Valeriano Martínez, ha adelantado que el dato del producto interior bruto (PIB) de Galicia correspondiente al tercer trimestre, que se publicará el jueves, será "aún mejor" que en los anteriores trimestres, tras crecer la economía gallega un 1,3% interanual en el primero y un 1,8% en el segundo.

   Por otra parte, ha avanzado que en 2016 el Gobierno gallego hará "nuevas convocatorias que ofertarán más de 2.100 puestos de trabajo en los servicios públicos", oferta que ha calificado como "la mayor de los últimos años", tras reivindicar haber apostado por la "estabilidad" en "los peores momentos de la crisis". "Somos la comunidad que más estable mantuvo su número de efectivos durante la crisis", ha subrayado.

   Este anuncio incorpora el ya realizado por el responsable de Cultura, Educación e Ordenación Universitaria, Román Rodríguez, que en sede parlamentaria indicó que Galicia convocará en 2016 más de mil plazas en una oferta de empleo público destinada al sistema educativo que abarcará las etapas de infantil, primaria, secundaria y formación profesional.

   "El tiempo da y quita razones, y a fecha de hoy les puedo confirmar que Galicia está en disposición de cumplir esa previsión de crecimiento --del 2% al cierre de 2015--", ha aseverado el titular del departamento autonómico en su primera intervención en el pleno del Parlamento autonómico, que afronta este lunes el debate de totalidad de los presupuestos para la comunidad para el año que viene.

   Para 2016, la Xunta ha elaborado unas cuentas que aumentan en 364,8 millones de euros la capacidad de gasto, hasta 8.804,4 millones, y pronostica que la comunidad acabará ese año con un incremento del 2,5% del PIB, mientras sitúa el paro al finalizar el ejercicio en el 18,3%.

CONTRATACIÓN ESPECÍFICA PARA DISCAPACITADOS

   Hacia el final de su discurso, Martínez ha apuntado que "en las próximas semanas" serán convocadas las organizaciones sindicales, a las que se propondrán listas de contratación específicas para personas con discapacidad intelectual.

   En un comunicado, Facenda ha subrayado que estas listas se pondrán en marcha "por primera vez en la historia de la autonomía", lo que situará a Galicia "en la vanguardia de las políticas de inclusión de la discapacidad en el empleo público".

"MEDIDAS QUE SIEMPRE QUISIMOS TOMAR"

   En su exposición de los presupuestos, el conselleiro Valeriano Martínez ha reiterado que son, a juicio del Ejecutivo de Alberto Núñez Feijóo, "los de la recuperación del crecimiento y, sobre todo, de la gente".

   Así, ha valorado que suponen "la mayor rebaja fiscal de la historia de Galicia" y ha asegurado que prevén la creación de 18.000 puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo.

   Martínez ha destacado que las cuentas incluyen un "refuerzo" de la inversión y ha insistido en que pretenden "extender a toda la ciudadanía" la recuperación.

   "En 2016, por fin, contaremos con recursos con los que podremos implantar medidas que siempre quisimos tomar pero que hasta ahora no pudimos por la adversa situación económica", ha argumentado.

   En este sentido, ha resaltado la aprobación de un "completo paquete de medidas sociales", como el conocido como 'cheque bebé', para responder al "esfuerzo" de los ciudadanos. "Tras momentos muy duros, empezamos a recoger los frutos de tantos sacrificios", ha ahondado.

"SOLVENTE Y FIABLE"

   Así, en un entorno en que ha definido a Galicia como una comunidad "solvente y fiable", por el cumplimiento de los objetivos de déficit y el nivel de endeudamiento, ha hecho un balance positivo de lo que va de legislatura, por haber "blindado lo esencial" y permitir "el autogobierno".

   Asimismo, ha aplaudido estar ahora "mucho mejor", aun reconociendo que "no es suficiente", por lo que ha llamado a "aprovechar al máximo --ha dicho-- el año que queda de legislatura".

   El titular de Facenda, en esta línea, ha defendido que la Xunta está siendo avalada por entidades y organismos externos como AIRef, Funcas, Fedea, Standard&Poor's, Afundación y BBVA.

"INCLUYE UN GRAN RECORTE"

   En el hemiciclo, Martínez ha ironizado con que el presupuesto de la Xunta de 2016 "incluye un gran recorte", en alusión a "la rebaja del pago de los intereses de la deuda". "Este es el gran recorte que esconden estos presupuestos", ha indicado.

   Ya en apartados concretos, el conselleiro ha cifrado en un 15% el aumento de los recursos dedicados a políticas activas de empleo, ha considerado como "incuestionable" la apuesta por la sanidad pública, con "4 de cada 10 euros" destinados a este fin en las cuentas y ha enumerado partidas previstas en educación, justicia e igualdad, entre otros ámbitos.

IMPACTO DE 140 MILLONES DE EUROS

   El techo de gasto para 2016, aprobado en la Cámara en agosto, se fijaba en 8.873 millones de euros, pero las cuentas de la comunidad para el año que viene no lo agotan debido a las decisiones adoptadas en materia fiscal.

   Así, la previsión de que el erario ingrese unos 140 millones de euros menos el próximo ejercicio motiva que el proyecto suba en 364,8 millones, un 4,3%, con respecto al actual, y se sitúe en 8.804,4 millones, unos 69 millones por debajo del límite.

   Al respecto, Martínez ha recordado que la rebaja en el tramo autonómico del impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF) beneficiará, según la Xunta, al 98,5% de los declarantes gallegos, a los que supondrá un ahorro de entre 249 y 380 euros.

   El Gobierno estima que esta disminución del IRPF tendrá un impacto en las cuentas de 60 millones, mientras que calcula en unos 70 millones las consecuencias de la exención de tributación de los primeros 400.000 euros de herencias de padres a hijos y de abuelos a nietos --o viceversa-- o entre cónyuges.

   Por su parte, el programa de impuestos cero en el rural supondrá que las arcas públicas ingresen en torno a unos 10 millones de euros menos, ya que ninguna transmisión de fincas en suelo rústico pagará impuesto de transmisiones patrimoniales, dejará de tributar la transmisión o ampliación de explotaciones agrarias y tampoco pagarán el impuesto de actos jurídicos o documentados las agrupaciones de fincas rústicas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies