Arranca en la Audiencia el primero de los juicios, en el que Hidalgo se enfrenta a seis años de prisión

Actualizado 05/05/2008 8:56:52 CET

Los imputados en esta primera pieza se enfrentan a un total de 15 años de cárcel y multas de varios miles de euros

PALMA DE MALLORCA, 5 May. (EUROPA PRESS) -

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Palma celebrará hoy a partir de las 09.30 horas el primer juicio por una de las piezas del caso Andratx, concretamente la número 56 referida a la construcción presuntamente ilegal del chalet del ex alcalde de la localidad, Eugenio Hidalgo, y por la que la Fiscalía Anticorrupción de Baleares solicita seis años de prisión para el ex primer edil por un delito de falsedad.

La primera de las jornadas judiciales se iniciará hoy y está previsto que se prolongue mañana y el miércoles, aunque no se descarta que se alargue hasta el final de la semana.

La pieza ha correspondido al Juzgado de Instrucción número 12 y en ella la Fiscalía acusa a Hidalgo de los delitos de falsedad, prevaricación urbanística y delito contra la ordenación del territorio. En el escrito de acusación, el Ministerio Público solicitaba seis años de prisión por falsedad, así como una multa de 100 euros durante 20 meses y la inhabilitación especial para un cargo público en la administración por un tiempo de seis años.

En la causa, también se acusa al ex celador de Obras municipal, Jaume Gibert, de los delitos de falsedad y contra la ordenación del territorio, por los que se piden seis años de prisión e inhabilitación especial para cargo público, mientras que al ex director general de Ordenación del Territorio, Jaume Massot, se le acusa de un delito de prevaricación urbanística por el que el fiscal solicita dos años de prisión e inhabilitación especial para cargo público por un periodo de diez años.

En el escrito de acusación también se imputa al letrado del Ayuntamiento, José Ignacio Mir, de un delito de prevaricación urbanística, por el que se solicita una pena de un año de prisión e inhabilitación especial para cargo público por un periodo de diez años.

Está previsto que durante el juicio testifique Gabriel Cañellas Rotger, ingeniero agrónomo e hijo del ex presidente del Govern Gabriel Cañellas, varios agentes de la Guardia Civil del Seprona, la concejal de UM en el Ayuntamiento de Andratx, Isabel Alemany, y la arquitecta Cinta Moyá, entre otras de las personas que serán citadas a declarar.

ANTECEDENTES

Según reza el escrito de acusación, el ex primer edil era propietario de la finca ubicada en la parcela 67 del polígono siete del término municipal de Andratx, que cuenta con una superficie de 3.035 m2 y que está clasificada como Área Rústica de Interés Paisajístico (zona ARIP).

Así, según el fiscal, dado el nivel de protección legal vigente y su superficie "era imposible legalmente" autorizar la construcción en dicha parcela de una vivienda unifamiliar aislada, puesto que con anterioridad "únicamente existía una alberca y una pequeña caseta de herramientas y aperos".

Según la Fiscalía, pese a esta imposibilidad legal, Hidalgo solicitó al Ayuntamiento de Andratx el 14 de febrero de 2003 una licencia de obra mayor para la ampliación de un almacén agrícola inexistente y presentó también, junto a la solicitud de licencia, un proyecto de ampliación de almacén agrícola firmado por el ingeniero agrónomo Gabriel Cañellas --también imputado en otras piezas del sumario-- en el cual se proyectaba la construcción de una nave agrícola en dicha parcela.

Así, según el Ministerio Público, el cinco de mayo de 2003 el celador municipal "previamente aleccionado y convencido por Hidalgo" emitió una certificación en el expediente municipal de concesión de licencia, "donde afirmó falsamente que existía un almacén agrícola y que tenía una antigüedad superior a los 50 años". Además, Gibert presentó junto al informe una fotografía en blanco y negro "y de mala calidad" en la que únicamente se reflejaban la alberca y la caseta de aperos.

Según el fiscal, al día siguiente, Massot, que en aquel entonces era Jefe del Área de Urbanismo, emitió un informe favorable a la licencia de ampliación solicitada "cuando ni en la fotografía incorporada al expediente, ni en el historial registral de la finca aparecía almacén o nave agrícola alguna", según el escrito de acusación.

Tras la Comisión de Gobierno Municipal donde se concedió la licencia, Hidalgo procedió a la construcción de una vivienda unifamiliar de nueva planta y un edificio destinado a cuadras en zona rústica protegida. Para realizar la construcción, la Fiscalía asegura que se demolieron por entero los restos de la caseta de aperos existente.

El Juzgado ha divido el caso en 67 piezas, relacionadas con los presuntos delitos urbanísticos, mientras que los principales acusados han declarado ya por las piezas relacionadas con la construcción presuntamente irregular de chalets plurifamiliares en el Port d'Andratx y por la construcción del restaurante del hermano del ex primer edil.

Esta es la primera pieza que quedó vista para la celebración de juicio en la Audiencia y forma parte de las 67 totales en las que se divide el sumario del caso, que dará lugar a numerosos juicios que se prolongarán seguramente durante varios años, ya que la Audiencia descartó la celebración de un macrojuicio por la causa, que permanece abierta desde noviembre de 2006.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies