Antich comparece el martes en el Parlament para explicar la repercusión en Baleares de las medidas anti-déficit

Actualizado 30/05/2010 15:57:11 CET

La denuncia del PP por las contrataciones en las obras del metro y las medidas por el descarrilamiento del tren también se abordarán en el pleno

PALMA DE MALLORCA, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Govern, Francesc Antich, comparecerá el próximo martes en el pleno del Parlament para explicar las repercusiones que tendrán en las islas las medidas contempladas en el Decreto aprobado el pasado jueves en el Congreso de los Diputados orientado a la reducción del déficit y a la contención del gasto público.

De este modo, Antich comparecerá de forma voluntaria para dar cuenta a los diputados sobre el alcance en Baleares del plan de austeridad, y da respuesta así a la petición realizada por el portavoz en la Cámara del principal partido en la oposición, Francesc Fiol, quien solicitó la comparecencia del jefe del Ejecutivo en sede parlamentaria para informar a los distintos grupos de la incidencia de las iniciativas del Gobierno en las islas.

Unas medidas entre las que se incluye la rebaja de los sueldos de los funcionarios en un 5 por ciento y, sobre todo, la congelación de las pensiones en 2011, una iniciativa que no ha recibido el visto bueno de ningún grupo y que ha llegado incluso a poner en duda la aprobación del texto.

Además, el decreto incluye la eliminación de la prestación por nacimiento de 2.500 euros ('cheque-bebé') a partir de 2011, el recorte de los salarios de los miembros del Gobierno en un 15% y la eliminación del régimen transitorio para la jubilación parcial que se aprobó en 2007.

Otras medidas irán encaminadas a reducir el gasto farmacéutico, empezando por rebajar el precio de medicamentos no genéricos excluidos del sistema de precios de referencia, de manera escalonada, entre un 10 y un 15%, teniendo en cuenta el año de registro de los medicamentos.

En cualquier caso, el Govern anunció ayer que prevé reducir en unos 120 millones de euros el gasto público -unos cien millones mediante la reorganización y racionalización del sector y unos veinte o treinta a través de la supresión de las inversiones no comprometidas- como una de las principales medidas dirigidas a disminuir el déficit de las islas, lo que se sumaría al recorte de 220 millones que ya se efectuó dentro de los presupuestos autonómicos de 2010.

Por otro lado, en un pleno con un marcado carácter económico, el portavoz 'popular' preguntará a Antich cuál es el grado de ejecución de las inversiones del Estado en las islas, mientras que el diputado del PP Antoni Pastor le pedirá su opinión sobre el decreto que prohíbe a los Ayuntamientos endeudarse a partir del 31 de diciembre de este año.

En este sentido, el Decreto anti-déficit establece una serie de medidas para garantizar la contribución de las entidades locales a la reducción del déficit público, entre ellas la prohibición de endeudarse a largo plazo desde el martes, fecha de la entrada en vigor de la norma, hasta el 31 de diciembre de 2011. En concreto, el decreto determina que ni las entidades locales ni sus entidades dependientes clasificadas en el sector Administraciones Públicas podrán acudir al crédito público a largo plazo, en cualquiera de sus modalidades, para financiar sus inversiones.

Al respecto, Antich, consideró "injusto" que el decreto trate igual a los Ayuntamientos que tienen su economía saneada y a aquellos que atraviesan por "muchas dificultades" y que se encuentran "muy endeudados". Además, recordó que todas las instituciones lo están "pasando mal en estos momentos", sobre todo, los Ayuntamientos, debido a que "tienen pendiente el Pacto Local y regularizar toda su financiación".

Por su parte, la Federación de Entidades Locales de Baleares (Felib) alertó de que los Consistorios se verán obligados a recortar los servicios que prestan actualmente, en especial aquéllos que no están dentro de sus competencias, y que suponen un 30 por ciento del total que ofrecen.

Otra de las cuestiones que se formularán en el pleno será la que efectúe el parlamentario 'popular' Jaume Tadeo, quien preguntará, tras las medidas adoptadas por el presidente José Luis Rodríguez Zapatero, qué actuaciones contempla adoptar el Govern para reactivar la economía.

MEDIDAS TRAS EL DESCARRILAMIENTO DEL TREN EN SINEU

En otro orden de cosas, también desde el PP Sandra Morell preguntará sobre las medidas que piensa adoptar el conseller de Medio Ambiente y Movilidad, Gabriel Vicens, tras el descarrilamiento del tren Palma-Manacor, a la altura de Sineu, el pasado 19 de mayo, y que provocó una treintena de heridos.

Finalmente, la diputada 'popular' Margarita Cabrer se interesará por las razones por las cuales la Abogacía de la Comunidad Autónoma se ha personado en defensa del equipo directivo de la Conselleria de Movilidad en la denuncia que el PP ha ampliado ante el Juzgado de Instrucción número 7 por las contrataciones "irregulares" de hasta 10,5 millones de euros en las obras de emergencia que se ejecutaron en el Metro de Palma, tras las inundaciones de 2007.

En este sentido, el director general de Movilidad, Antoni Verger, destacó que la Abogacía de la Comunidad Autónoma "defenderá la actuación de la administración", de forma que negará "cualquier tipo de actuación delictiva" en los contratos de obras de reparación, para las cuales el Govern destinó 30 millones de euros, la mayoría de ellos para instalar dos grandes colectores de pluviales en el Polígono de Son Castelló, si bien el coste de estos trabajos fue mayor.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies