La Audiencia archiva la querella contra Autoridad Portuaria sobre la concesión de la gestión de amarres en La Savina

 

La Audiencia archiva la querella contra Autoridad Portuaria sobre la concesión de la gestión de amarres en La Savina

Actualizado 24/08/2010 16:22:33 CET

PALMA DE MALLORCA, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia Provincial ha confirmado el archivo de la querella por prevaricación que fue interpuesta por la empresa Sonnesport SL contra Autoridad Portuaria de Baleares (APB) en relación a la adjudicación a Marina de Formentera de la gestión de puestos de amarre en la dársena interior de Ponent, en el puerto de La Savina.

La resolución judicial, emitida por la Sección Primera de la Audiencia, ha desestimado así el recurso de apelación que promovió Sonnesport contra el auto dictado el 27 de julio de 2007 por el Juzgado de Instrucción número 11, que ya acordaba el sobreseimiento provisional y el archivo de las diligencias previstas llevadas a cabo sobre la concesión del concurso.

Y es que, según ha informado APB en un comunicado, en la sentencia la Audiencia recoge los argumentos arrojados por el Ministerio Fiscal y la Abogacía del Estado, que consideran no probado que el Consejo de Administración de APB incurriera en un delito de prevaricación, tal y como consideraba Sonnesport.

Una empresa que, entre otros aspectos, fundamentó su acusación en que la entidad portuaria aprobó la concesión a favor de Marina de Formentera aun tratándose de una oferta con peores condiciones económicas e inversoras que otras de las presentadas.

En este sentido, la Abogacía del Estado negó que la adjudicación se realizase "a dedo" puesto que el Consejo de Administración se limitó a aceptar, el 17 de diciembre de 2004, la propuesta más ventajosa según la valoración efectuada por la comisión técnica, encargada de valorar las ofertas presentadas a la convocatoria.

Se trata en total, tal y como recuerda APB, de siete aspectos que se recogieron en el pliego de bases. Además de los de carácter económico e inversor, también se ponderó el proyecto en sí, el rigor económico del estudio, las tarifas ofertadas, la planificación de servicios y medios y las circunstancias de la licitación.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies