La Audiencia estima las alegaciones de los Duques y dice que los concejales del PSPV no son perjudicados

Actualizado 17/06/2013 15:54:04 CET

PALMA DE MALLORCA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia Provincial de Baleares ha estimado que los concejales del Grupo Socialista del Ayuntamiento de Valencia no son personas "directamente perjudicadas u ofendidas" por el presunto desvío de fondos públicos en la organización del Valencia Summit, por lo que ha declarado tenerlos por personados en la causa como acusación popular tras estimar en parte el recurso interpuesto por el Duque de Palma, Iñaki Urdangarin, al que se adhirió la Infanta Cristina.

Según el auto dictado por el tribunal de la Sección Segunda, "ninguna duda cabe" de que a los ediles, personados hasta ahora como acusación popular colectiva -como afectados- "les asiste la posibilidad de ejercitar la acción penal, pudiendo personarse en un procedimiento en el que se han visto afectados los intereses del Ayuntamiento", si bien a través de la acción popular y no como perjudicados.

En concreto, la decisión de admitir su personación como acusación particular también fue recurrida por el exsocio de Urdangarin, Diego Torres, por la mujer de éste Ana María Tejeiro, y por el exgerente del Instituto Balear de Turismo (Ibatur) Juan Carlos Alía.

El titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Palma ya desestimó en primera instancia las impugnaciones de todos ellos, aseverando que ya explicó "suficientemente el proceso razonador" que le llevó a aceptar a los ediles socialistas como parte en este procedimiento judicial. "Cosa bien distinta es que legítimamente se comparta o no", incidía el instructor.

Y es que el magistrado admitió la personación de los ediles del PSPV "en su doble condición de representantes de al menos una parte de los ciudadanos afectados" por un presunto desvío de fondos públicos al Instituto Nóos, y de "obligados a la defensa del correcto funcionamiento de la Corporación municipal". De este modo les daba legitimación para su "defensa judicial" ante su "responsabilidad de velar por la observancia de determinados valores que estiman conculcados".

En el caso de la Infanta, sus abogados alegaban en su escrito que los regidores socialistas no están legitimados para personarse como acusación particular por no representar "ni a un Ayuntamiento ni a un partido político", sino que están ejerciendo esta acción a título individual.

Se da la circunstancia de que la Audiencia deberá resolver, de forma paralela, si la Duquesa de Palma estaba legitimada para impugnar su personación en el caso Nóos, después de que el juez Castro elevase al órgano judicial el recurso interpuesto por los regidores contra las alegaciones que emitió la hija del Rey Don Juan Carlos justo el día en que la Audiencia había dejado sin efecto su imputación en la causa.

Los socialistas decidieron personarse a raíz de los contratos suscritos entre la Fundación Turismo Valencia Convention Bureau (FTVCB), la Ciudad de las Artes y las Ciencias (Cacsa) y el Instituto Nóos para la organización de los eventos Valencia Summit, por los que la entidad entonces presidida por Urdangarin percibió unos tres millones de euros. "Hay cuestiones [sobre estos convenios] que aún no se han debatido y que esta parte se propone impulsar procesalmente", incidían.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies