El Ayuntamiento de Palma congela el Impuesto sobre Bienes Inmuebles para hacer frente a la crisis

Actualizado 17/06/2009 13:02:20 CET

PALMA DE MALLORCA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

La alcaldesa de Palma, Aina Calvo, anunció hoy que el Ayuntamiento renuncia a actualizar el Catastro "en el peor momento que hemos conocido de la crisis económica", por lo que no se verá aumentado el Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) para los ciudadanos de Palma mientras se prolongue esta situación económica adversa.

La sala de plenos del Ayuntamiento acoge hoy la primera sesión del debate del Estado de la Ciudad, en el que la alcaldesa centró su discurso en la crisis económica y en las medidas anticrisis que prevé llevar a cabo el Ejecutivo municipal en los próximos meses. En este contexto, anunció la aprobación el próximo pleno municipal de un Plan de austeridad, a fin de compensar "el descenso de los ingresos tributarios para las arcas municipales".

Calvo calificó la decisión de congelar el IBI de "difícil y dolorosa" porque deberá traducirse en una política de "austeridad presupuestaria" en los próximos años, que será de "difícil gestión", algo de lo que "todos somos conscientes", aunque añadió: "estoy segura que es la mejor decisión que podemos tomar", sentenció.

También en este ámbito de medidas anticrisis la primera edil anunció una "disminución de las trabas burocráticas" para que la actividad de los empresarios pueda ser "más ágil", y poder dar celeridad a las licencias urbanísticas que concede el Consistorio. En este sentido, señaló que el reto para este año será "conseguir agilizar las licencias para que abrir un negocio en Palma sea más fácil y rápido".

Además, indicó que se abrirán nuevas oficinas con ventanilla única dedicada a los emprendedores para poder tramitar la solicitud de licencias con mayor agilidad.

Por otra parte, en cuanto a las futuras actuaciones dentro del modelo de 'nueva ciudad' que tiene previsto desarrollar el equipo de gobierno, Calvo hizo hincapié en el tranvía, que, según dijo, "comportará una inversión importante para la cual esperamos una la aportación del Gobierno central".

En todo caso, precisó, será una inversión "inferior a cualquier metro" y representará una "mejora de la ciudad y un reto para los ciudadanos". No obstante, advirtió: "no lo acometeremos mientras no esté resuelto el problema de los accesos de Palma". "Sabemos que para el Consell de Mallorca ésta es una prioridad, pero no desaprovecharemos ninguna ocasión para insistir en que lo resuelva (el tema de los accesos) cuanto antes".

(HABRÁ AMPLIACÍON)

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies