Cort adjudica las obras de transformación del canódromo por 853.050 euros

Canódromo
CORT
Publicado 12/06/2018 13:06:20CET

El Ayuntamiento prevé que las obras puedan empezar este mes de junio

PALMA DE MALLORCA, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Palma adjudicará este miércoles las obras de reordenación del canódromo para transformarlo en un parque urbano por un importe de 853.050 euros, unos 322.409 euros menos que el presupuesto inicial, que era de 1,1 millones de euros procedentes de la Ley de Capitalidad.

Según ha informado Cort en un comunicado, la adjudicación se hará a la empresa Urbia Intermediación Ingeniería y Servicios SA.

El regidor de Modelo de Ciudad, Urbanismo y Vivienda Digna, Jose Hila, ha destacado este martes en rueda de prensa que el proyecto es un "referente de un modelo de ciudad más sostenible y más pensado en las personas".

"Este proyecto es muy ilusionante porque permite transformar un punto negro en un bosque urbano en medio de la ciudad abierto a toda la ciudadanía, accesible, de 16.000 metros cuadrados, con 280 árboles de vegetación mediterránea, mobiliario urbano y alumbrado", ha expresado.

Por su parte, el director general de Urbanismo, Biel Horrach, ha explicado que este proyecto es un "reto" y que permitirá además de intervenir en un espacio central de la ciudad recuperar elementos patrimoniales que son "un valor añadido para la ciudad".

"Este proyecto marca un punto de inflexión en la manera de intervenir. La naturaleza es la protagonista de este proyecto que será un punto de absorción de C02 y de adaptar mejor la ciudad a los efectos del cambio climático", ha añadido.

Al procedimiento abierto se presentaron un total de 13 empresas. El plazo para ejecutar el proyecto será de 12 meses y, una vez adjudicado, se abrirá un plazo máximo de 15 días para formalizar el contrato. La previsión es que las obras puedan empezar este mes de junio.

ACTUACIONES

Desde Cort han explicado que la parcela del canódromo tiene más de 16.102 metros cuadrados en el que se plantarán unos 280 árboles mediterráneos que permitirán crear un gran bosque urbano en la zona, además de plantar arbustos en un espacio de 1.300 metros cuadrados.

Asimismo, el bosque urbano permitirá mitigar la temperatura en la zona y trabajar para disminuir la contaminación. El ámbito será cien por ciento permeable y se utilizará agua regenerada para favorecer el crecimiento de los árboles.

También se dotará de iluminación, riego y mobiliario urbano. Se establecerán recorridos para que los peatones puedan pasear, se eliminarán las barreras arquitectónicas para hacer un parque accesible a todo el mundo y se mejorará la conexión con las calles de los alrededores.

En concreto, se pretende recuperar el ramal de la antigua acequia de la Fuente de la Villa que se encuentra en la zona, rehabilitar la antigua entrada a la zona sur, habilitar el acceso desde la calle Carlos I como segundo acceso y conservar el antiguo trazado de la pista del canódromo para destinarlo a paseo.