Los estudiantes de Baleares, los más concienciados con el reciclaje

Reciclaje
ECOEMBES
Publicado 04/04/2017 17:22:52CET

PALMA DE MALLORCA, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 83,4 por ciento de los estudiantes de Baleares asegura disponer en su hogar de más de un espacio para depositar los residuos, de los cuales uno está reservado a los envases domésticos que tienen como destino el contenedor amarillo -plásticos, latas y briks-.

Según un estudio de Ecoembes, el 73 por ciento de los trabajadores en activo y el 60 por ciento de los parados de las Islas también afirma sentirse familiarizado con la separación de residuos. No obstante, los jubilados y pensionistas (55%) de Baleares son los menos concienciados con el hábito de reciclar.

Así lo recoge el 'Estudio de hábitos de reciclaje de los españoles', elaborado por el Instituto Apolda para Ecoembes, la organización medioambiental que promueve la economía circular a través del reciclaje de los envases.

En el entorno familiar, las madres son la figura que con mayor frecuencia se responsabiliza del reciclaje en los hogares baleares. Así, el 28,6 por ciento de las ocasiones son las madres quienes deciden instalar espacios destinados a la separación de los residuos, frente al 25,4 por ciento de los casos en los que son los padres quienes toman la iniciativa. No obstante, habitualmente (23,7%) se trata de una decisión conjunta que muestra la responsabilidad de toda la familia.

En relación a la edad, el informe refleja que la separación de residuos es un hábito muy extendido en todas las franjas, aunque son los adultos de entre 35 y 54 años los que más comprometidos se muestran.

El 73,8% de este colectivo afirma disponer de más de un espacio para destinado al reciclaje, siendo uno de ellos para los envases que se depositan en el contenedor amarillo. Esta afirmación es compartida por el 71,5 por ciento de los jóvenes de entre 16 y 34 años y por el 56,7 por ciento de los mayores de 55 años.

Ante todos estos datos, Ecoembes indica que la sociedad balear está concienciada con la separación de residuos, ya que la media de cubos presentes en los hogares de Baleares es de 3,2. No obstante, en el informe se detectan diferencias en función del área de residencia y el número de integrantes. De este modo, la media de espacios para el reciclaje tiende a incrementarse en los municipios de menor tamaño (5.000 habitantes o menos), cuyos encuestados aseguran contar con 3,5 cubos. En cuanto al número de integrantes, los hogares con cinco o más residentes son los que mayor número de cubos destinan a la separación de residuos (4).

"Aunque todavía queda camino por recorrer, los datos que arroja este estudio permiten afirmar que el reciclaje es un hábito extendido en los hogares baleares. De hecho, en 2015 cada ciudadano de Baleares depositó 17,1 kilos en el contenedor amarillo y 31,9 kilos en el azul. En total se reciclaron 34.470 toneladas.

En este sentido, la directora de Comunicación Corporativa y Marketing de Ecoembes, Nieves Rey, ha señalado que estas cifras "reflejan el alto nivel de concienciación que tienen los ciudadanos de Baleares con el cuidado del medio ambiente a través del reciclaje. Aún así, debemos continuar trabajando para mejorar estos datos y por ello, desde Ecoembes, vamos a seguir aportando soluciones basadas en la innovación y en la colaboración en aras de alcanzar una verdadera sociedad implicada y responsable".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies