Ferrer se deshace de Anderson y espera a Nadal en cuartos

David Ferrer en Roland Garros
REUTERS
Publicado 02/06/2014 14:27:45CET

MADRID, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

El alicantino David Ferrer se convirtió en el primer tenista español en alcanzar los cuartos de final de Roland Garros, segundo 'grande' de la temporada, después de derrotar al sudafricano Kevin Anderson en cuatro sets (6-3, 6-3, 6-7, 6-1) tras casi tres horas de partido.

El de Jávea, finalista el año pasado en París ante Rafa Nadal, firmó un partido sobrio, con el único lunar de la tercera manga, que se le escapó en la 'muerte súbita' y que es el primer parcial que pierde en su andadura por el 'Grand Slam' de tierra batida.

Pero el número cinco del mundo no dio margen a que se viese una remontada de su rival y cerró rápidamente cualquier tipo de suspense para clasificarse para los cuartos de final de un 'grande' por décima ocasión consecutiva y prepararse para una posible reedición de la final de 2013, si el balear, al que derrotó en Montecarlo, puede con el serbio Dusan Lajovic.

Con la excepción de ese tercer set, Ferrer estuvo a un gran nivel, demoledor desde el fondo de la pista, donde mandó con su poderoso 'drive', bastante seguro con el saque, y siempre peligroso con el resto, arma con la que contrarrestó uno de los fuertes del sudafricano, su poderoso servicio, más peligroso en superficies más rápidas. El español cerró el encuentro con casi 50 golpes ganadores (47), por tan solo 24 errores no forzados, casi la mitad en el parcial perdido.

El partido comenzó un tanto irregular para ambos. Anderson cedió sus dos primeros saques, le rompió el primero a 'Ferru' y tuvo la opción de volver hacerlo. No lo logró y con la ventaja afianzada en el marcador, el alicantino creció en la Suzanne Lenglen con un tenis de alto nivel.

El finalista de 2013 se hizo sin más problemas con el primer set (6-3) y en el segundo elevó aún más su juego ante un rival que sufría sobre todo cuando no podía meter primeros y que tampoco encontraba la solución si se acercaba a la red. El quinto favorito afianzó su servicio y con un 'break' en el sexto juego no tuvo problemas para encarrilar su billete hacia cuartos.

Sin embargo, el guión cambió en el tercer set sobre todo porque el de Johannesburgo mejoró y por fin pudo ir por delante en el marcador. Ferrer perdió su servicio y se vio abajo 1-3, pero reaccionó rápido para igualar y volver a equilibrar todo. Con la igualdad presidiendo el choque por primera vez, tuvo que ser el 'tie-break' el que decidiese el ganador y la suerte fue en esta ocasión para el africano, que cometió menos errores.

Pero no hubo margen para una remontada épica. David Ferrer rompió los dos primeros servicios del tenista sudafricano y con esa ventaja no tuvo problemas para finiquitar el partido sin más sobresaltos y de forma contundente.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies