La Generalitat de Cataluña niega haber hablado de un "frente común" con Baleares y afirma que no lo plantearán

Actualizado 19/05/2008 21:09:06 CET

PALMA DE MALLORCA, 19 May. (EUROPA PRESS) -

La Conselleria de Economía y Finanzas de la Generalitat de Cataluña negó hoy que en algún momento haya hablado de hacer un "frente común" con Baleares de cara al proceso de reforma del sistema de financiación, aseverando que fue el conseller de Economía, Hacienda e Innovación del Govern, Carles Manera, quien aludió a la posibilidad de que ambas regiones pudieran negociar de forma conjunta el nuevo modelo.

Así lo manifestaron hoy, en declaraciones a Europa Press, fuentes de la Conselleria dirigida por Antoni Castells, quienes subrayaron que éste nunca se ha referido a la "articulación de un frente común" sino a la existencia de intereses "compartidos" en materia de financiación por parte de Cataluña y las islas.

"Ni lo hemos planteado ni lo plantearemos", afirmaron con rotundidad desde la Conselleria, al manifestar que los estatutos de las dos Comunidades plantean cuestiones diferentes en cuanto a inversiones y materia fiscal, aunque sí se han constatado intereses "similares" entre catalanes y baleares que deben defenderse durante la negociación del nuevo sistema.

Por su parte, Manera hizo referencia recientemente a los contactos de Baleares con Cataluña y Comunidad Valenciana en relación con la reforma, matizando que no se trata de hacer "frente común" en esta cuestión sino que existen "coincidencias" en la situación de las tres regiones debido al incremento demográfico registrado en los últimos años.

Al respecto, desde el Govern plantearán al Ejecutivo central la necesidad de revisar el actual modelo fiscal, basado en la población de 1999, cuando en las islas vivían 750.000 personas, mientras que no ha tenido en cuenta el aumento demográfico registrado hasta ahora hasta alcanzar los aproximadamente 1,3 millones de residentes, con un incremento del 22 por ciento.

Por ello, Manera considera necesario revisar el modelo financiero, de forma que se computen no sólo los ciudadanos que había en 1999 sino que también se tenga en cuenta el aumento producido y el sistema se adapte así a la nueva realidad, al tratarse de una diferencia "enorme" de población que no está contemplada. Asimismo, señaló que el Govern mantiene contactos al respecto, además de con otras autonomías, con expertos en financiación a fin de estar "bien informados y plantear propuestas de forma rigurosa".

Mientras tanto, el conseller de Universidades, Innovación y Empresa del gobierno catalán, Josep Huguet (ERC), instó recientemente a la Comunidad Valenciana, Baleares, Aragón y La Rioja, entre las que más dinero aportan al Estado, a unirse contra el actual sistema de financiación por considerarlo "absolutamente injusto y nada solidario".