El Govern aprueba el Plan de acción de mitigación contra el cambio climático en Baleares 2013-2020

Publicado 09/04/2014 15:13:11CET

PALMA DE MALLORCA, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El conseller de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio, Biel Company, ha presentado el Plan de acción de mitigación contra el cambio climático en las Illes Balears 2013-2020 que ha aprobado este miércoles por unanimidad la Comisión interdepartamental sobre el cambio climático. Este órgano, adscrito a la Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio, tiene la finalidad de coordinar y asesorar las funciones y actuaciones que, dentro del ámbito de la Comunidad Autónoma, afecten o puedan afectar el cambio climático.

Este Plan establece por primera vez una serie de medidas cuantificables encaminadas a mitigar de forma real el cambio climático en las Illes Balears. La aplicación de estas medidas contribuirá a la reducción en 2020 de las emisiones de gases de efecto invernadero en un 23,6%, respecto del año de referencia establecido por la Unión Europea, el 2005, año en que en nuestra comunidad se emitieron 9.982.410 toneladas de CO2. Esta reducción podría llegar a ser del 30%, en el mejor de los casos, lo que supondría dejar de emitir a la atmósfera 2.921.251 toneladas de CO2 anuales.

Company ha explicado que "se trata de un plan realista y aplicable" y que "recoge el compromiso voluntario del Gobierno de las Illes Balears de asumir un comportamiento responsable y contribuir, junto con el Estado español, al cumplimiento de los compromisos europeos en materia de cambio climático".

El titular de Medio Ambiente ha añadido que "la intención del Gobierno no es sólo lograr la reducción del 20 % de las emisiones de gases de efecto invernadero en el 2020 sino intentar superar incluso esta cifra y llegar al 30%".

En concreto, el Plan prevé 58 acciones contra el cambio climático en materia de energía, transporte, vivienda, agricultura, recursos hídricos, gestión forestal y protección del suelo, contaminación atmosférica, gestión de residuos, sanidad forestal, espacios naturales y turismo. El presupuesto estimado para la implantación de este paquete de medidas es de 1.041 millones de euros entre los años 2013 y 2020.

MEDIDAS CONTRA CAMBIO CLIMÁTICO

Del total de 58 medidas incluidas en el Plan, 50 son cuantificables y 8 no cuantificables. De las primeras, 25 se consideran ejemplarizantes, es decir, que si bien no tienen una incidencia directa en la reducción de emisiones, sí contribuyen a la sensibilización social sobre el cambio climático.

Entre las medidas cuantificables, destacan la futura interconexión eléctrica entre Mallorca y la península, que podría estar operativa en 2017 y supondría una reducción aproximada de 1.288.000 toneladas de CO2 anuales, lo que supone el 44% del total previsto en el Plan.

Así como la reutilización y reciclado del 50% de los residuos mediante la aplicación de planes y programas de gestión insulares, que se traducirá en una reducción de 350.200 toneladas de CO2 anuales en el año 2020, lo que representa el 12% del total previsto.

El incremento de la capacidad de fijación del CO2 de las masas forestales, mediante acciones de prevención de incendios y de mejora de los terrenos forestales degradados, que permitirán una fijación aproximada de 183.200 toneladas anuales de CO2, el 6,27% del total del Plan.

El fomento de la biomasa para uso energético, que permitirá reducir cada año 21.720 toneladas de CO2, un 0,74% del total previsto.

Entre las medidas ejemplarizantes previstas en el Plan, se pueden destacar el control del consumo energético y la mejora de la eficiencia energética en los edificios del Gobierno, mediante actuaciones como la instalación de placas solares fotovoltaicas y sistemas de generación de energía eólica.

Asimismo, la creación de una red de 2.000 puntos de recarga para vehículos eléctricos, y el transporte de bicicletas en los autobuses de transporte regular interurbano.

En cuanto a las medidas no cuantificables, destaca la implantación de acciones formativas en edificación sostenible, así como la impartición de cursos de formación profesional en los sectores agrícolas, forestales y de la industria alimentaria, o el impulso de la formación en línea.

Para el seguimiento y control del Plan se elaborará, cada dos años, un informe en el que se analizará el cumplimiento de las medidas previstas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies