Obligan a una clínica dental de Palma a terminar una operación que quedó a medias, tras contratarse hace diez años

Dentista. Dientes. Empaste
PIXABAY
Publicado 18/01/2018 18:24:50CET

PALMA DE MALLORCA, 18 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial ha condenado a Clínicas Vital Dent y a Laboratorio Lucas Nicolás ha llevar a cabo en el plazo de 30 días la obligación de fijar los implantes de 12 coronas -fundas dentales- de un cliente de Palma, dentro un tratamiento odontológico que había quedado a medias, tras contratarse en 2007.

Así, se confirma la sentencia de junio de 2017 del Juzgado de Primera Instancia número 13 en la que se solicitaba que se llevara a cabo la intervención por parte de Laboratorio Lucas Nicolás en el marco del tratamiento al que se había comprometido a hacerse cargo al asumir la obligación que en su momento había contraído Clínicas Vital Dent, tras dejar de pertenecer a la red de clínicas.

Según el relato de los hechos, en julio de 2007 el cliente concertó con Vital Dent un tratamiento de renovación dental por el que pagó 15.000 euros. En enero de 2011, al haber cerrado esta clínica, el hombre suscribe un contrato de adhesión con el otro laboratorio para terminar parte del tratamiento que asciende a 6.588 euros.

Además, se comprometieron a señalar la clínica de la enseña Vital Dent donde se realizaría el tratamiento, siendo la escogida Idrilium Dental. Desde aquella fecha, a septiembre de 2016, cuando se interpone la demanda, no se realizó el tratamiento.

Con esto, el Juzgado de Primera Instancia número 13 determinó que se debía llevar a cabo el tratamiento, una decisión que ahora confirma la Audiencia Provincial de Palma.