Un plan de detección de niños con altas capacidades pretende hacer aflorar unos 3.000 alumnos superdotados en Baleares

Actualizado 24/10/2007 17:42:51 CET

Una formación no adecuada de estos estudiantes puede derivar en fracaso escolar y problemas sociales

PALMA DE MALLORCA, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

El plan de desarrollo de las altas capacidades de los alumnos puesto en marcha este año de manera experimental por la Conselleria de Educación y Cultura pretende detectar a los niños superdotados que haya en las aulas de las islas, calculan cerca de 3.000, con el fin de adecuar su formación a esta circunstancia excepcional.

El director general de Innovación y Formación del Profesorado, Josep Serra, presentó hoy este proyecto piloto, que se implementará en las aulas de 1º y 2º de Primaria de un total de 11 centros de Mallorca. Los profesores y pedagogos de estas etapas, cerca de 80, están recibiendo un curso de formación específico para saber cómo identificar a estos alumnos y cómo adaptar su educación.

El jefe del Servicio de Innovación, Miquel Perelló, explicó que una vez formados los docentes, éstos realizarán una serie de cuestionarios entre sus alumnos (la muestra será de unos 400) con el fin de identificar a los que tengan una capacidad intelectual superior en todos los aspectos y también a los que presenten facilidad para trabajar en ciertas áreas --actualmente se detectan sólo un 2 por ciento de los casos--.

La iniciativa se enmarca en el plan de atención a la diversidad con el que el Govern pretende huir de la excesiva homogeneidad del sistema educativo, incorporando criterios culturales, sociales y también biológicos en el trato con los alumnos. El objetivo final es incrementar el índice de éxito académico y reducir así las altas tasas de fracaso escolar que registra el archipiélago.

Con la formación adecuada, los maestros de estos niños sabrán cómo ha de ser su educación. "Hay que darles estímulos continuamente y no intentar que vayan al ritmo del resto de la clase. Dependiendo del caso, puede ser recomendable incluso pasarle un par de cursos, siempre con muchas precaución para que no resulte perjudicial", dijo Perelló.

El presidente de la Asociación Balear de Superdotados y Altas Capacidades, Ceferino Felipe, señaló los problemas que puede comportar el que un alumno superdotado no sea detectado, ya que la falta de interés que se deriva de su facilidad para seguir los contenidos propios de su edad puede desembocar en una caída brusca de su rendimiento académico o incluso en situaciones de exclusión.

Para Felipe, es esencial tener siempre presente que, aunque debe enriquecerse esa capacidad, los niños deben ser siempre niños, y tener una evolución moral acorde a su edad --"ser felices", dijo--. En este sentido, los especialistas debaten si es positivo o no la agrupación de estos alumnos en centros o clases especiales.

"Pueden tener muchos más problemas los niños superdotados que los que tienen dificultades de aprendizaje o necesidades especiales, ya que el sistema educativo está mucho más avanzado en educación especial que en situaciones de alumnos con altas capacidades", comentó Perelló.

El plan piloto se implementará en colegios de Palma (Marian Aguiló, Eugeni López, Son Quint, Es Pont, La Salle y Pedro Poveda), de Inca (Llevant, Ponent y La Salle) y del sector Manacor-Campos (Inspector Joan Capó y La Salle). Con los resultados en la mano, Conselleria decidirá las actuaciones a desarrollar en el futuro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies